VÍDEO | Así es la carretera vertiginosa para acceder a una aldea remota del Himalaya

El Himalaya es una cordillera que se encuentra en Asia y que se extiende por varios países: Bután, Nepal, China, India y Pakistán. Los picos más altos del mundo están entre sus montañas, así como las zonas, valles y aldeas más remotas del planeta.

Una de estas aldeas se llama Milam y está situada en la zona india de la cordillera, concretamente, en el parque natural de Nanda Devi. Antiguamente esta localidad formaba parte de una ruta comercial con el Tibet, pero en la actualidad se ha convertido, prácticamente, en un pueblo fantasma en el que viven muy pocas personas.

Pues bien, esta es una zona de muy difícil acceso y así lo ha querido mostrar un usuario de Instagram, Shubham Dharmsktu, a través de un vídeo en el que se aprecia la carretera por la que tienen que pasar los vehículos que pretenden acceder desde Martoli, una localidad cercana.

Se trata de una pista de tierra muy estrecha que bordea la ladera de una montaña y que tan solo tiene 11 kilómetros. Pero sus características, la convierten, sin duda, en una de las más peligrosas del mundo.

La carretera tiene la medida justa para el paso de un vehículo. Pero lo que hace realmente peligrosa es el precipicio que se abre a uno de los lados. Cualquier despiste o pérdida de control por parte del conductor puede ser fatal.

En las imágenes compartidas por este usuario se puede observar un camión de carga desde circulando por la vía. El remolque del vehículo va cargado de pasajeros, lo que hace la escena más agónica si cabe.

Hasta 30 personas se amontonan en la parte trasera. Algunos de los cuales son locales y otros senderistas, tal y como se desprende del equipaje que llevan junto a ellos.

El vehículo circula lentamente y va sorteando las irregularidades que se presentan en el camino, así como curvas y pendientes realmente pronunciadas. Se trata de una aventura tan solo apta para los amantes de la adrenalina.

El vídeo lo grabó el propio Shubham Dharmsktu con su cámara 360 hace un año en una visita a la localidad que ha compartido hace cinco días en su cuenta de Instagram. Las imágenes llevan ya cerca de 30.000 reproducciones.