El ‘oso de agua’ es el animal más resistente del planeta a vista de microscopio

En ocasiones el tamaño y la resistencia no van de la mano. Es el caso del conocido como ‘oso de agua’, un animal microscópico que es capaz de soportar todo tipo de condiciones extremas. Es por eso que se ha ganado la reputación de ser un organismo inmortal, lo cual no es del todo cierto, aunque sí se le considera como el animal más resistente del planeta.

El ‘oso de agua’ o tardígrado fue descubierto en 1773 por el zoólogo Johann August Ephraim Goeze. Existen unas 1.300 especies de este animal, que se encuentra entre los más pequeños del mundo con patas. Se trata de un ejemplar fascinante que habita en la capa de agua de los musgos y líquenes del planeta.

La característica que le hace tan especial es su gran supervivencia. Algunas especies de tardígrados pueden persistir sin agua durante años e incluso décadas, además de aguantar temperaturas extremas de hasta 272 grados bajo cero. También soportan presiones 6.000 veces superiores a la atmosférica y radiaciones que serían letales para cualquier ser humano.

Según las investigaciones más recientes, solo algunas de estas especies tienen ojos, aunque probablemente su visión sea en blanco y negro. Por su parte, otras tienen habilidades tan extraordinarias como poner huevos de diferentes formas o absorber la radiación ultravioleta devolviéndola al aire como un halo de color azul flúor.

Su único punto débil son las altas temperaturas, razón por la cual los científicos ya han alertado de la grave amenaza que podría suponer para esta especie, que ya ha sobrevivido a cinco extinciones masivas en la Tierra, el cambio climático y el aumento progresivo de los periodos cálidos en todo el mundo que este fenómeno trae consigo.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente