Los noruegos acuden en masa a las tiendas de chucherías suecas por su bajo precio

Los noruegos se sienten cada vez más atraídos por las chucherías suecas. El motivo, el bajo precio de los productos azucarados en Suecia, donde no se les aplica ningún impuesto. En cambio, en Noruega, el quilo de golosinas, chocolate, chicles y galletas tienen desde enero un sobreprecio de 5 dólares por quilo y las bebidas azucaradas de 0,60 dólares por litro.

El gobierno noruego ha declarado la guerra a los productos azucarados y los equipara a otros tan dañinos como el alcohol y el tabaco. Los ciudadanos de Noruega pagan el impuesto sobre el azúcar desde 1922 cuando era considerado un pequeño producto de lujo. Todo ello ha repercutido sobre la salud de los noruegos, donde solo 1 de cada 6 niños tiene sobrepeso.

Ante esta situación, muchos noruegos prefieren viajar a Suecia y cruzar la frontera para poder saciar sus dulces necesidades antes que comprar estos productos en su país, llegando incluso a recorrer miles de quilómetros por carretera. Al otro lado de la frontera, ya en suelo sueco, se levantan los grandes templos de la golosina como la tienda Gottebiten, que ha incrementado sus ventas un 10% desde enero.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines