Se lía a martillazos con el coche de una vecina que le recriminó que saliese a la calle a correr

El nerviosismo crece entre la población a medida que avanzan los días de confinamiento por el coronavirus. Esto puede llegar a provocar situaciones de auténtica tensión entre los ciudadanos por salir a la calle sin justificación.

Pues bien, un ejemplo de toda esta tensión acumulada nos lleva hasta Italia donde los vecinos de un bloque de pisos de Montesilvano, en Abruzzo, fueron testigos de una violenta escena entre dos de los residentes.

Todo empezó cuando una mujer recriminó a un hombre que saliese a correr a la calle en plena cuarentena, cuando todo el vecindario cumple con el confinamiento decretado por el gobierno italiano a rajatabla.

A raíz de esta reprimenda, los dos protagonistas se enzarzaron en una acalorada discusión que, poco a poco, fue subiendo de tono. Así se puede observar en un vídeo que circula por las redes sociales.

Tras unos minutos, el hombre reacciona de manera agresiva y empieza a golpear el coche de la vecina con un martillo. Aunque no se puede ver directamente esta acción porque hay un árbol de por medio, si que se escuchan los golpes que el individuo le propina al vehículo con la herramienta.

Mientras el corredor descarga toda su ira sobre el automóvil, la vecina trata de calmarlo desde la ventana de su casa suplicándole llorando que pare y pidiéndole disculpas.

Por suerte, no hubo que lamentar ningún daño personal, pero el coche quedó absolutamente destrozado con varias lunas y faros rotos, abolladuras en la carrocería y el parachoques trasero descolgado. Así se puede observar en otros de los vídeos publicados en las redes.