Acuden en masa a las orillas del río Ganges con motivo del mayor festival religioso del mundo a pesar de la Covid

Miles de peregrinos han acudido en masa este jueves a las orillas del río Ganges para participar en la jornada de inicio del mayor festival religioso de la India y probablemente del mundo, el Kumbh Mela. Lo han hecho ignorando por completo la alta cifra de contagios de coronavirus que registra el país día a día y sin tener en cuenta las medidas de seguridad frente a la pandemia.Así se puede ver en los vídeos difundidos a través de las redes sociales en los que aparecen miles de personas en la ciudad de Haridwar, uno de los cuatro puntos en los que se concentra la fiesta, al norte del país. La mayoría de ellas se encuentran agolpadas al borde del río sin mantener la debida distancia de seguridad y muchas sin la mascarilla puesta.El Kumbh Mela dura hasta el mes de abril y su actividad más representativa es la inmersión de los participantes en las aguas sagradas del Ganges bajo la creencia de que esta acción limpiará todos sus pecados y los de sus ascendentes durante varias generaciones. En 2019, acudieron unos 55 millones de personas en 48 días a esta celebración reconocida como patrimonio cultural inmaterial por la UNESCO. Esta gran afluencia ha hecho saltar todas las alarmas este año por la pandemia. Y es que solo en la jornada de ayer cerca de un millón de personas invadieron Haridwar.Unos de los organizadores del evento, Siddharth Chakrapani, admitió sentirse algo preocupado por la pandemia en declaraciones a France Presse, pero añadió que estaban tomando todas las precauciones para velar por la seguridad de los peregrinos, algo que no parece cumplirse del todo si atendemos a las imágenes publicadas en las redes. La mayoría de los asistentes ha ignorado la amenaza de la Covid a pesar de que la India acumula 10,5 millones de contagios desde que empezó la pandemia y 151.727 muertes, según datos de la Universidad Johns Hopkins.