Una plaga de medusas tóxicas provoca el cierre de cuatro playas en Cádiz

Las playas de San Fernando, Chiclana, Chipiona y de la zona de la Caleta han aparecido con ejemplares de una especie de medusa tóxica, la carabela portuguesa, copando sus orillas. Esta especie es típica de aguas cálidas y suele encontrarse en mar abierto, por lo que las autoridades gaditanas se han visto sorprendidas con su presencia. Lo que ha podido provocar la llegada de estas medusas a las playas de Cádiz han sido las corrientes, alteradas por el temporal que pasó por la zona durante la última semana, según ha publicado el diario El País.

El Ayuntamiento de Cádiz decidió cerrar las zonas afectadas para evitar posibles intoxicaciones, ya que el contacto con estas medusas podría resultar mortal. A estas alturas del año estas playas suelen ser frecuentadas por personas que acuden a hacer ‘surf’ o dar paseos por la orilla. Se ha establecido un dispositivo de vigilancia para evitar que nadie pueda acceder a las áreas cerradas.

La llegada de las medusas sorprende por darse en el momento del año en el que se ha producido. Según informan los expertos, estas situaciones son más típicas en invierno, por lo que al tener las playas menor afluencia de personas suelen tener menos trascendencia.

PUBLICIDAD