La glamurosa sesión de fotos de una pareja que lleva 47 años casada (y su increíble historia) se vuelve viral

Las fotos de una pareja que lleva casada 47 años y que ha vencido dos veces al cáncer se han vuelto virales por ser un ejemplo de auténtico amor.

La fotógrafa de bodas Amber Robinson, hija de Marvin Brewington, de 70 años, y Wanda Brewington, de 67 años, ambos de Raleigh, Carolina del Norte, tomó las fotos y las subió a Instagram para regocijo de miles de personas.

Foto: Amber Robinson/Fotógrafa de bodas en Raleigh/Celebración de los Brewington

“En la increíble industria creativa en la que trabajo, mi objetivo es ofrecer a las parejas una sesión de fotos inolvidable en el día de su enlace. Para ser honesta, rara vez me detengo a pensar en los días, semanas, meses o años que seguirán al día de la boda”, escribió Robinson en la publicación.

“Así que hoy comparto con ustedes cómo son esos años cuando existe un amor verdadero. Estos son mis padres: llevan casados 47 años y han vencido al cáncer dos veces. Han educado a dos hijas exitosas. Han sido pobres y ricos juntos. Han alimentado, protegido y aconsejado a innumerables almas perdidas. Aman sin esperar nada a cambio y dan generosamente cualquier cosa que tengan. Estoy muy orgullosa de que sean mis padres. Son la brújula que me guía en mi matrimonio y un recordatorio constante de que la boda es solo un día, pero el matrimonio es para siempre”.

“Nunca soñé con mi boda, soñaba con tener un matrimonio hermoso”. En la increíble industria creativa en la que trabajo, mi objetivo es ofrecer a las parejas una sesión de fotos inolvidable en el día de su enlace. Para ser honesta, rara vez me detengo a pensar en los días, semanas, meses o años que seguirán al día de la boda”, escribió Robinson en la publicación. “Así que hoy comparto con ustedes cómo son esos años cuando existe un amor verdadero. Estos son mis padres: llevan casados 47 años y han vencido al cáncer dos veces. Han educado a dos hijas exitosas. Han sido pobres y ricos juntos. Han alimentado, protegido y aconsejado a innumerables almas perdidas. Aman sin esperar nada a cambio y dan generosamente cualquier cosa que tengan. Estoy muy orgullosa de que sean mis padres. Son la brújula que me guía en mi matrimonio y un recordatorio constante de que la boda es solo un día, pero el matrimonio es para siempre. Si eres uno de los millones de enamorados o quizá uno de los millones de personas que tienen el corazón roto y necesitan una prueba visual que les recuerde que el amor siempre perdura, me encantaría que compartieras esto como una forma de hacerles saber a mi mamá y mi papá que son una inspiración para cualquier persona que quiera, crea o esté enamorado.

Robinson añadió: “Si eres uno de los millones de enamorados o quizá uno de los millones de personas que tienen el corazón roto y necesitan una prueba visual para recordar que el amor siempre perdura, me encantaría que compartieras esto como una forma de hacerles saber a mi mamá y mi papá que son una inspiración para cualquiera persona que quiera, crea o esté enamorado”.

Sin embargo, Robinson no siempre simpatizó con el cariño que se profesaban sus padres. “Al crecer, mi hermana y yo pensábamos que era repugnante ver a nuestros padres abrazarse y besarse tanto, pero ahora que soy una mujer casada, lo entiendo”, le reveló a Yahoo Vida y Estilo, Robinson, quien es madre de cuatro hijos y vive en Raleigh. “Sin embargo, también crecimos con una versión realista del amor, mi padre tiene esclerosis múltiple y sobrevivió dos veces al cáncer de próstata, y durante todo ese tiempo se apoyó en mi madre en busca de ayuda”.

Los padres de Robinson se conocieron en 1968 en el Livingstone College, en Salisbury. “Mi padre era una estrella del fútbol, ​​un joven interesante y tenía éxito con las chicas”, dijo Robinson. “Mi madre era tímida y venía de un pequeño pueblo en la montaña, pero llamó su atención. Él la invitó a salir muchas veces antes de que ella aceptara”.

Foto: Amber Robinson/Fotógrafa de bodas en Raleigh/Celebración de los Brewington

Sin embargo, al inicio los padres de Wanda no se llevaron la mejor impresión de Marvin. “Mi padre no tenía coche, así que recorrió los 240 kilómetros que lo separaban de la casa de mis abuelos en Wilkesboro haciendo autostop ”, contó Robinson. “Para la cena del domingo, mi abuela había preparado carne asada, puré de patatas, galletas, judías verdes y pastel de boniato. Mi padre comió tanto que vació las fuentes. Mi abuela se sorprendió y mi abuelo dijo: “Tiene que irse”. Entonces, se enamoraron de él”.

Después de casarse en el año 1970, la pareja luchó durante 10 años contra la infertilidad antes de tener a sus dos hijas y tuvieron que afrontar varias dificultades económicas. “Un verano, lo único que comimos fue maíz y patatas del jardín de mi abuelo, y en aquel momento pensé que era increíble. Cuando crecí, supe que mi padre estaba de licencia por enfermedad de su trabajo como ingeniero en American Airlines y que pagaban la comida con el salario de mi madre en el DMV”.

Robinson fotografió a sus padres para su tarjeta anual de Navidad, pero este año les pidió que lucieran más formales, que se arreglaran el cabello y usaran maquillaje profesional. “Mientras hacía las fotos, quería lograr una sonrisa genuina, así que les di algunas indicaciones como ‘susurra tu sabor de magdalenas favorito poniendo tu voz más sensual o ‘cuando cuente hasta tres, grita una mala palabra tan alto como puedas’. Para esta foto en particular, le pedí a mamá que le dijera mi papá por qué estaba orgullosa de él”, contó Robinson.

Nadie estaba preparado para que las fotos de sus padres se volvieran virales, y menos Wanda, quien le dijo a su hija: “Nadie quiere ver a dos personas mayores besándose”. Sin embargo, en las redes sociales calificaron la foto como inspiradora y hermosa, etiquetándola además como #relacióndeparejaexitosa.

“La sesión de fotos reavivó la chispa entre ellos”, dijo Robinson. “Parecían dos jóvenes del instituto, cariñosos y risueños. Realmente me conmovió”.

Foto: Amber Robinson/Fotógrafa de bodas en Raleigh/Celebración de los Brewington

Elise Solé

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines