La UEFA impone duras sanciones contra el Fenerbahce por los cánticos prorrusos contra los jugadores del Dinamo de Kiev

·2 min de lectura
Partido del Fenerbahçe contra el Dynamo de Kiev. (Photo: Adam Nurkiewicz via Getty Images)
Partido del Fenerbahçe contra el Dynamo de Kiev. (Photo: Adam Nurkiewicz via Getty Images)

Partido del Fenerbahçe contra el Dynamo de Kiev. (Photo: Adam Nurkiewicz via Getty Images)

La UEFA ha sancionado al Fenerbahce turco con una multa de 50.000 euros y el cierre parcial de su estadio en su próximo compromiso europeo, por el lanzamiento de objetos y los cánticos que su afición dedicó a favor del presidente ruso Vladimir Putin ante el Dinamo de Kiev, el 27 de julio en la Liga de Campeones.

Tras la apertura de una investigación, conducida por un inspector de Ética y Disciplina, el órgano de Apelación impuso estas sanciones al club turco, al que también amonestó por conducta impropia de su equipo.

El cierre parcial del estadio del Fenerbahce está condicionado durante un periodo de dos años, según confirmó la UEFA, que investigó los hechos de acuerdo al artículo 31 (4) de su Reglamento Disciplinario.

Bochorno internacional

Los hechos ocurrieron después de que en el minuto 53 el árbitro expulsara por doble amarilla al centrocampista tuco Ismael Yüksek y de que cuatro minutos después el jugador del Dinamo Vitaliy Buyalskiy marcara el primer gol del partido y lo celebrara de forma “exagerada”, según la prensa turca, lo que le acarreó también una tarjeta amarilla.

Parte de la hinchada turca empezó a cantar el nombre de Putin, que invadió Ucrania en febrero pasado y mantiene ocupada una importante parte del país.

Aparentemente en reacción a estos cánticos, el entrenador del Dinamo, el rumano Mircea Lucescu, se negó a participar en la rueda de prensa posterior al partido, en el que el Fenerbahçe recibió un total de seis tarjetas amarillas y el Dinamo, siete.

“Os pregunto si habéis contado cuántas faltas han cometido contra nosotros. Todo estaba en nuestro plan, y ganamos. Pero no contamos con la hinchada; no me esperaba estos gritos; una vergüenza”, dijo Lucescu a la prensa, según informa el diario Habertürk.

Los gritos del nombre del líder ruso, Vladímir Putin, por parte de la hinchada turca en el partido de la segunda ronda de clasificación de la Liga de Campeones en Estambul (1-2), provocaron protestas de la embajada ucraniana en Ankara.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente