Ucrania ha sufrido 8 000 ataques aéreos y 4 500 misiles en lo que va de guerra

Zelenski ha afirmado que Rusia ha realizado 8 000 ataques aéreos y ha disparado 4 500 misiles a lo largo de la guerra.

El arma más temida por Kiev en estos momentos es el dron suicida iraní, el Shahed-136, del que Ucrania afirma haber derribado unos 300.

Volodímyr Zelenski, residente de Ucrania, ha apuntado:

"Durante la semana, de sábado a sábado, fueron derribados más de 40 drones de ataque iraníes, un número importante de misiles rusos, seis helicópteros de ataque de los ocupantes, varios de sus aviones. Este resultado significa que se han salvado cientos de vidas ucranianas y se han preservado decenas de infraestructuras críticas."

Rusia anunció el sábado que se retiraba del acuerdo para exportar grano a través de los puertos ucranianos debido, según Moscú, a ataques ucranianos contra objetivos en la Crimea controlada por Rusia.

El ministro de Asuntos Exteriores ucraniano, Dmytro Kuleba, acusó ayer sábado a Moscú de usar un "falso pretexto" para suspender el acuerdo para la exportación de grano. Una fuente del Ministerio del Interior de Ucrania indicó que las explosiones que se registraron en Sebastopol se debieron a una negligencia rusa que causó daños en cuatro buques.

Esto ha hecho que vuelva el temor que aumente la crisis humanitaria en África. Mientras Ucrania trata de recuperar Jersón. Según los ucranianos lo ocupantes rusos están desalojando a los enfermos y heridos de los hospitales y con ellos se están llevando equipos y medicamentos.

Mientras sigue sin darse siquiera, otro acuerdo, el que promueve el OIEA y que trata sobre la creación de un perímetro desmilitarizado entorno a la central nuclear de Zaporiyia.