Turquía y la ONU logran negociar un acuerdo para abrir un "corredor" al grano de Ucrania

·2 min de lectura

Turquía y la ONU han logrado negociar un acuerdo con Rusia y Ucrania para abrir un “corredor” para exportar el grano que permanece bloqueado en Ucrania y en los puertos del Mar Negro, según ha anunciado agencia de noticias turca Anadolu.

Citando fuentes diplomáticas turcas, la agencia estatal afirma que los esfuerzos podrían culminar con la firma de algún tipo de acuerdo en Estambul. Funcionarios de Rusia, Ucrania, Turquía y las Naciones Unidas se podrían reunir en breve en la ciudad turca para cerrar los detalles de seguridad de estos pasillos. También está previsto que aborden la necesidad de retirar las minas de la ruta, así como la creación de un centro de mando que supervise el mecanismo. El bloqueo de los puertos ucranianos en el mar Negro por parte de Rusia impide el suministro de millones de toneladas de grano a todo el mundo.

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, habría logrado por fin algún éxito en sus intentos diplomáticos, un papel de mediador que intenta jugar desde el inicio de la guerra, hace hoy cien días. Ha intentado mantener una posición neutral, justifica, para poder sentar en la mesa a las dos partes y es justo en su territorio donde se han celebrado los pocos encuentros presenciales entre las delegaciones de Moscú y Kiev. A principios de esta semana, Erdogan llamó al presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, y al mandatario ruso, Vladimir Putin, y ahora se ve el resultado de esas conversaciones.

En el marco de esta iniciativas, se exportarían 20 millones de toneladas de grano a los mercados mundiales. La Asociación Ucraniana de Cereales (UGA) espera enviar la mitad de grano que la temporada anterior.

La ofensiva de Moscú no sólo ha devastado cultivos, sino que también está interrumpiendo las entregas de Ucrania aumentando la preocupación por la subida de los precios de los alimentos en todo el mundo. El subdirector general de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), Abdul Hakim Elwaer, ha asegurado que no habrá hambruna, pero sí una larga escasez de alimentos, especialmente en los países con baja capacidad de producción.

Más de 800 millones de personas en el mundo ya enfrentan inseguridad alimentaria, señala, y agrega que el problema es variado en cada país. Esta guerra es culpable en parte, porque la crisis alimentaria no comenzó ayer, ya que la región de Oriente Medio y el norte de África (MENA) ha estado lidiando con ella durante mucho tiempo.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente