El truco casero para evitar que salte el aceite de la sartén al freír un huevo

¿Por qué salta tanto el aceite cuando freímos un huevo? Pues bien, la respuesta no es otra que la reacción del agua concentrada en este alimento al entrar en contacto con el aceite caliente. Y es que estos dos productos son del todo incompatibles y al juntarlos generan salpicaduras que pueden provocar quemaduras.

El agua se evapora a los 100 grados, mientras que el aceite puede alcanzar los 300 en la sartén. Esta diferencia de temperatura es la que desencadena una evaporación súbita y la explosión del gas debido al cambio de presión, lo que hace saltar el aceite.

Pero podemos evitar esta reacción de diferentes maneras. Una de las más efectivas pasa por verter harina en la sartén antes de que el óleo se caliente. Este elemento ayudará a absorber la gran cantidad de agua que contienen los huevos y evitará las salpicaduras.

Así lo muestra una usuaria de TikTok llamada Marta Gonzalves a través de un vídeo en el que aparece poniendo en práctica esta técnica con un resultado sorprendentemente efectivo. El alimento resulta perfectamente cocinado y la encimera completamente limpia.

A pesar de su efectividad, se trata de un método que también tiene algunos detractores porque consideran que la harina se puede llegar a quemar y ensuciar el aceite, por lo que recomiendan verter sal en lugar de este derivado del trigo.

Para otros, la solución pasa por introducir la mitad de la cáscara del huevo en la sartén, pero la mayoría apunta que la solución que nunca falla es tapar el recipiente.