Los talibanes celebran la salida de EEUU de Afganistán: "Hemos hecho historia"

·4 min de lectura
Los talibanes celebran la retirada estadounidense con disparos al aire, en Kabul. (Photo: AFP via Getty Images)
Los talibanes celebran la retirada estadounidense con disparos al aire, en Kabul. (Photo: AFP via Getty Images)

Los talibanes han proclamado este martes la “independencia total” de Afganistán tras la salida del territorio de la misión de Estados Unidos, cuyo último avión militar estadounidense ha despegado este lunes desde Kabul. De esta forma, EEUU ha puesto fin a la evacuación de civiles y tropas y a la presencia militar desde hace 20 años en el territorio.

“El último avión de los ocupantes estadounidenses se ha retirado del aeropuerto de Kabul y nuestro país ha obtenido su total independencia. Alabanza y gratitud a Dios”, ha celebrado el portavoz de los talibanes, Zabihulá Muyahid, a través de su perfil de Twitter.

Tras la partida del último avión militar estadounidense, los insurgentes han salido a las calles de la capital afgana, Kabul, a disparar al aire para mostrar su “alegría” por la retirada, según ha relatado Muyahid y se puede ver en distintos vídeos que circulan en redes sociales.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

El portavoz de los talibanes para cuestiones internacionales, Suhail Shahin, ha aplaudido también, en otro mensaje en Twitter, la salida de los militares estadounidenses y ha incidido en que así el país ha obtenido “plena independencia”.

“Felicitaciones a todos los hijos de la patria y al querido pueblo mujahid. Hoy todas las fuerzas extranjeras han dejado nuestra tierra pura, la guarida de los mártires. ¡Felicitaciones a nuestra honorable gente! Le pedimos a Dios que nos conceda éxito y pago para construir juntos nuestro país”, ha expresado, por su parte, el portavoz de la oficina política de los talibanes en Doha, Mohamad Naim, a través de la misma red social.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

“Hemos vuelto a hacer historia. La ocupación de 20 años de Afganistán por parte de Estados Unidos y la OTAN ha terminado esta noche”, así ha celebrado Anas Haqqani, líder del movimiento islamista, en Twitter, la retirada definitiva de EEUU del país centroasiático, lo que supone su victoria definitiva en la guerra quince días después de hacerse con el control de Kabul. “Estoy muy contento, después de 20 años de yihad, sacrificio y dificultades; de tener la satisfacción de ver estos momentos históricos”, ha expresado.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

El último avión militar estadounidense ha partido del aeropuerto de Kabul justo antes de que venciera el plazo establecido por el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, para la retirada del país el 31 de agosto. El avión ha partido a las 23.29 horas (hora local).

Aunque la evacuación militar ha finalizado, Washington ha precisado que proseguirá “la misión diplomática para asegurar la salida de más ciudadanos estadounidenses y afganos elegibles que quieran irse”, tras haber sacado del país a 79.000 civiles y más de 73.000 afganos y colaboradores de otras nacionalidades, según el Pentágono.

Y ahora, ¿qué?

La ONU avisó este lunes de que cuando terminen las evacuaciones aéreas en Afganistán empezará la verdadera crisis para los 39 millones de habitantes que permanecerán dentro del país y que necesitarán ayuda de la comunidad internacional.

El alto comisionado de la ONU para los refugiados, Filippo Grandi, lamentó que la atención del mundo haya sido tan “estrecha”, concentrándose sobre todo en las evacuaciones, “las que han salvado sin duda decenas de miles de vidas y esto es loable, pero la gran mayoría de afganos seguirán dentro del país”.

En Afganistán, 3,5 millones de personas viven como desplazados internos a causa de la violencia y de ellos medio millón han sido obligados a abandonar sus hogares en los últimos ocho meses. Además, 2,3 millones de refugiados afganos viven en Pakistán e Irán, los dos países vecinos que han abierto las puertas a esta población durante los cuarenta años que sufren el conflicto, y la ONU advirtió que la presión puede aumentar para ellos.

Grandi explicó que pueden haber nuevos flujos de refugiados, mientras que la situación actual dificulta cualquier perspectiva de retorno de los afganos que llevan años viviendo en ambos países, lo que requerirá que otros países “asuman también su responsabilidad humanitaria” frente a Afganistán.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente