Tailandia aumenta las medidas para controlar el rebrote de la covic-19

Agencia EFE
·2 min de lectura

Bangkok, 27 dic, (EFE).- Varios gobiernos regionales en Tailandia anunciaron medidas, de cierre de negocios y restricción de viajes, para tratar de controlar el rebrote de la covid-19 que registra el país desde la semana pasada.

Las autoridades sanitarias anunciaron este domingo 121 nuevos casos confirmados del virus, 94 de ellos catalogados como contagios por transmisión local.

El gobernador de la turística provincia de Rayong, a unos 180 kilómetros al sureste de Bangkok, informó anoche del cierre de centros comerciales, tiendas y establecimientos de entretenimiento a partir del lunes y tras confirmar ayer 27 nuevos pacientes.

Otras provincias como Chachoengsao, Chumphon o Nakhon Ratchasima anunciaron una restricción de entrada y salida de las citadas jurisdicciones para los trabajadores inmigrantes, culpados por las autoridades, sin aportar pruebas, del rebrote de la covid-19.

Aunque de momento ninguna región valora implementar medidas más férreas como el toque de queda nocturno o el aislamiento de toda su población.

Desde la semana pasada, Tailandia permanece pendiente del brote detectado en un mercado de marisco de la provincia de Samut Sakhon, colindante al oeste con Bangkok, y que ya se ha extendido a casi otras 40 provincias.

Las autoridades tailandesas aseguran tener el rebrote bajo control ya que la gran mayoría de casos están vinculados al mercado de marisco, aunque reconocen también que con un puñado de pacientes no han podido trazar el posible punto de contagio.

El foco de Samut Sakhon ha creado alarma en el país debido a que los contagios vinculados con este brote suponen más de un 40 % del total acumulado en Tailandia, que suma 6.141 casos y 60 muertes por la covid-19 desde el inicio de la pandemia.

Las autoridades apuntaron a la inmigración como fuente del rebrote en Samut Sakhon, a pesar de que el primer caso diagnosticado fue el de una trabajadora tailandesa de 67 años.

Desde entonces, han aislado a los trabajadores del mercado y de dormitorios cercanos, en su mayoría inmigrantes, y aplicado medidas de restricción en la provincia, mientras que en Bangkok han anunciado el cierre de colegios y recomendado el teletrabajo hasta principios de enero.

(c) Agencia EFE