Subirats: Universidad debe abrirse a toda la población, no solo a estudiantes

·3 min de lectura

Madrid, 9 may (EFE).- El ministro de Universidades, Joan Subirats, ha señalado este lunes que las universidades deben abrirse a todas las franjas de edad de la población, más allá de los estudiantes de 18 a 29 años -actualmente no más de un 6 por ciento de los universitarios supera los treinta-, para así poder involucrar a toda la sociedad en la búsqueda de soluciones a los problemas tanto desde el ámbito académico, como el de la empresa.

Esta apertura es uno de los tres retos a los que se enfrentan las universidades españolas, según el ministro, quien consideró que, además, el mundo académico debe mantener su capacidad de servicio público, adaptarse “a los tiempos que corren” de globalización y digitalización, así como conservar y desarrollar la “intensa relación de sociedad y ciencia” surgida precisamente a raíz de la pandemia.

Abogó por que la universidad sea capaz de dirigirse al mayor número posible de sectores de la población para conseguir que la “infrafinanciación” del mundo académico sea vista como un problema compartido y poder exigir una solución “acompañados” por otros sectores.

El ministro consideró que existe una relación “intensa” entre financiación y resultados y subrayó que la nueva ley prevé un aumento de financiación del actual 0,7 por ciento del PIB al 1 por ciento.

Subirats hizo estas afirmaciones en la presentación del informe “Universidad 2022”, coordinado por Rafael Puyol, presidente de UNIR y ex rector de la Universidad Complutense de Madrid, y editado por Nueva Revista, una publicación de UNIR.

Especialistas de diversos países han aportado 31 artículos a este número de Nueva Revista, en el que analizan los profundos cambios que deberá asumir la educación superior en las próximas décadas a raíz de la digitalización, la globalización y las nuevas necesidades formativas de estudiantes y docentes.

Durante el coloquio posterior a la presentación, la rectora de la Universidad de la Laguna, Rosa María Aguilar, afirmó que hay que “personalizar la digitalización, para ser capaces de predecir el comportamiento y ser más eficaces, poder gestionar los datos y que sirvan para resolver los problemas”.

Según Aguilar, los retos son “unificar las fuentes de información, conseguir la intercomunicación entre administraciones públicas y no públicas, cumplir normativa de seguridad y tener cuadros de mando que nos permitan tomar decisiones” para así poder gestionar la docencia .

Para Margarita Villegas, directora de Tecnología e Innovación de UNIR, “la curiosidad del que enseña y el que quiere aprender es el motor de la docencia”.

Aseguró Villegas que la inteligencia artificial tiene la capacidad de analizar cantidades ingentes de datos, pero que nunca podrá sustituir al profesor y matizó que “estamos aún muy lejos de vivir en el mundo del metaverso” y que antes de ello hay “mucha regulación” que elaborar antes de que los “avatares tengan vida”.

Por su parte, José Luján, rector de la Universidad de Murcia, aseguró que “es un hecho que el porcentaje de mujeres en la universidad es cada vez es mayor”, que paulatinamente las mujeres tienen más éxito en las convocatorias públicas y lo achacó a las políticas de apertura de la universidad a las mujeres, así como mecanismos para favorecer el acceso.

Consideró necesario insistir en estas políticas de apertura “mejorando la financiación” del mundo universitario, lo cual provocaría, a su juicio, “una mejora de todos los ámbitos universitarios, también la internacionalización”.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente