La sorprendente película de superhéroes que Isabel II ve cada Navidad

·3 min de lectura
Isabel II en un mensaje institucional durante la COP26. (Photo: Handout via Getty Images)
Isabel II en un mensaje institucional durante la COP26. (Photo: Handout via Getty Images)

Son muchas la personas que cuando llega la Navidad siempre ven las mismas películas. Que si Solo en casa, Love Actually, Padre en apuros... cada uno tiene su favorita y la reina Isabel II no es menos y también tiene sus rituales cinematográficos navideños en palacio.

Eso sí, la cinta que elige cada año en estas fechas la monarca poco o nada tiene de navideña. Según recoge The Mirror, el actor Brian Blessed ha asegurado que la reina ve cada año con sus nietos la película Flash Gordon, estrenada en 1980.

Según este actor, que da vida al príncipe Vultán en la ficción, la reina se lo confesó cuando le entregó la Orden del Imperio Británico (OBE) en 2016 y le pidió incluso que dijese una frase de la película. “Sabes, vemos Flash Gordon todo el tiempo, los nietos y yo. Y si no te importa, tengo a los nietos aquí, ¿te importaría decir Gordon está vivo?”, le dijo haciendo referencia a un diálogo icónico de su personaje.

Basada en una saga de cómics, la cinta, una producción británica y estadounidense, narra la historia de Flash Gordon, un joven jugador de fútbol americano que se reúne en un universo paralelo con el científico Dr. Hans Zarkov, quien le explica que deberá luchar contra el emperador Ming, del planeta Mongo, que está atacando el planeta Tierra.

Flash Gordon en una escena de la película. (Photo: Universal Pictures)
Flash Gordon en una escena de la película. (Photo: Universal Pictures)

Esta no es la única ficción que ha logrado enganchar a la reina de Inglaterra. Según se publicó en 2015, también se enganchó a Downton Abbey, aunque no escatimaba en corregir los detalles históricos y anacronismos.

También se enganchó a otras producciones como la policiaca Line of Duty, de la que se llegó a decir que se quedaba “destrozada” viendo capítulos hasta altas horas de la madrugada.

Se desconoce por el momento si la reina mantendrá esta tradición de ver esta película con sus nietos, teniendo en cuenta que el príncipe Harry continúa en EEUU y no se prevé que viaje a Reino Unido para las celebraciones navideñas.

Este visionado familiar contrasta con otras tradiciones más históricas que se celebran cada año en el castillo de Sandringham, adonde se traslada para pasar las fiestas navideñas. Una de las más llamativas es que todos los miembros de la familia se pesan antes y después de las fiestas debiendo engordar al menos 1,5kg para cerciorarse de que han disfrutado.

Lo que sí que se ha cancelado este año, el segundo consecutivo, es el almuerzo navideño en el castillo de Windsor celebrado antes de que la reina se traslade Sandringham con miembros de la familia que no acuden a esta cita.

Una fuente con conocimiento del asunto citada por la BBC señaló el pasado viernes que la monarca, de 95 años, piensa que este evento anual, que estaba previsto para la semana próxima en el castillo de Windsor, puede poner “en riesgo” los planes navideños de “demasiadas” personas.

La cita, a la que acuden multitud de miembros de la familia real, tampoco se celebró el año pasado debido a la pandemia.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente