Soria comparecerá en el Congreso para explicar la nacionalización de Red Eléctrica en Bolivia

MADRID, 3 (EUROPA PRESS)

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha pedido comparecer ante la Comisión del ramo en el Congreso para explicar la situación creada tras la decisión del Gobierno de Bolivia de nacionalizar la sociedad Transportadora de Electricidad (TDE), controlada en un 99,94% por Red Eléctrica de España.

Según han confirmado a Europa Press fuentes parlamentarias, la Comisión de Industria tiene convocada una sesión el próximo martes para debatir otros asuntos y a su término pondrá fecha a la comparecencia de Soria, que podría celebrarse en los días siguientes.

Esta petición de comparecencia se produce apenas dos semanas después de que Soria ya acudiese a la comisión para informar de la nacionalización del 51% de Repsol YPF (Madrid: REP.MC - noticias) en Argentina, una vez que el Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner declaró la empresa de utilidad pública.

SE PAGARÁ "ADECUADAMENTE"

Aunque en un primer momento la noticia de la expropiación de Red Eléctrica provocó una caída de más del 4% en el valor de sus acciones, que alcanzaron los 31,38 euros por título, este jueves los títulos de la empresa habían remontado en el Ibex un 0,7%.

Además, el anuncio del Gobierno de Bolivia de que contratará a una "empresa independiente" para fijar el valor de TDE en una plazo de 180 días hábiles y el anuncio del ministro de Hidrocarburos y Energía del país, Juan José Sosa, de que negociarán el precio de la indemnización sobre la base de 39,9 millones de dólares (30,3 millones de euros) también ha tranquilizado a los accionistas y al Gobierno, que han visto así alejarse la posibilidad de un enfrentamiento similar al que España mantiene con Argentina.

El Estado español es el principal accionista de Red Eléctrica, con un 20% de su accionariado en manos de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), lo que llevó al Gobierno a asegurar, tras conocer la noticia, que estaba dispuesto a llegar "hasta donde se pueda llegar" en defensa de los intereses de las empresas españolas en el exterior y de su seguridad jurídica.

Así, aunque la Comisión Europea confesó estar "preocupada" por la expropiación al considerar que envía una "señal negativa" a los inversores internacionales, desde el PP se apresuraron en asegurar que la nacionalización de Evo Morales no supone un "ataque directo" a España, como a su juicio sí lo fue la expropiación por parte de Argentina de YPF.

PUBLICIDAD