Los sindicatos rompen su acuerdo de Urgencias con el Gobierno de Ayuso ante el "caos"

Manifestación por la sanidad madrileña, en diciembre de 2021. (Photo: Ricardo Rubio/Europa Press via Getty Images)
Manifestación por la sanidad madrileña, en diciembre de 2021. (Photo: Ricardo Rubio/Europa Press via Getty Images)

Manifestación por la sanidad madrileña, en diciembre de 2021. (Photo: Ricardo Rubio/Europa Press via Getty Images)

Las organizaciones sindicales sanitarias SATSE, CCOO, CSIT UNIÓN PROFESIONAL y UGT han roto este viernes el acuerdo que firmaron con la Consejería de Sanidad para reabrir las Urgencias de Atención Primaria “ante los incumplimientos” del Gobierno madrileño, según han anunciado los sindicatos a través de un comunicado.

“El ‘caos’ en el servicio nos empuja a desvincularnos del acuerdo ante el maltrato y la humillación que están sufriendo los y las profesionales de los Servicios de Urgencias de Atención Primaria”, denuncian. “El plan ideado por el Gobierno regional y su gestión no sólo pone en jaque a la ética y la responsabilidad de los y las profesionales, sino que también pone en riesgo la salud de la población”.

Aseguran las organizaciones que si hace unos días firmaron un acuerdo con la Consejería fue “para proteger las condiciones de las y los profesionales, para evitar una huelga, y por responsabilidad con la ciudadanía”; no obstante, señalan ahora, “no vamos a ser cómplices de esta tropelía”.

Desde que el pasado 27 de octubre se abrieron los 80 puntos de atención continuada (PAC), ‘fusionando’ los antiguos SAR y SUAP, no han dejado de sucederse las denuncias por falta de personal -los centros abrían en su mayoría sin médico o médica-, déficit en la atención a los pacientes, e incluso agresiones a los profesionales sanitarios, mientras que el Gobierno madrileño hacía recaer sobre ellos la responsabilidad del desastre.

Ante la falta de comunicación con la Consejería de Sanidad, las cinco organizaciones sindicales de la Mesa Sectorial anunciaron en un primer momento una huelga de profesionales, que se suspendió después de forma temporal al alcanzar un preacuerdo con la Administración, y comprometiéndose a hacer seguimiento en los dos primeros meses de funcionamiento de los nuevos dispositivos. AMYTS, sindicato mayoritario entre los médicos, se descolgó después del acuerdo, y convocó una nueva huelga para el personal de los PAC a partir del próximo día 7.

Ante la falta de voluntad de la Consejería de Sanidad para solucionar los problemas, el incumplimiento reiterado de lo acordado y el desinterés por una negociación real, hemos decidido dar por finalizado el acuerdo

A la vista del “caos” vivido estos primeros días en los nuevos puntos de atención, el resto de sindicatos anteriormente mencionados se han levantado también de la mesa.

“Como consecuencia de la falta de voluntad e incapacidad de la Consejería de Sanidad para solucionar los problemas que ellos mismos están generando, así como la incompetencia de la nueva Gerente de Atención Primaria, junto con la inoperancia de sus Direcciones Asistenciales, [...] el incumplimiento reiterado de lo acordado y el desinterés por una negociación real, hemos decidido dar por finalizado el acuerdo”, apuntan.

A partir de estos momentos, anuncian las organizaciones, “la Mesa Sectorial es el único órgano de negociación posible en el que nosotros volveremos a hablar”. “SATSE, CCOO, CSIT UNIÓN PROFESIONAL Y UGT no volveremos a acudir a ninguna reunión de la Comisión de seguimiento de este acuerdo”, zanjan.

“Desde este momento estamos en contacto constante las cuatro organizaciones para ir valorando el desarrollo de los acontecimientos”, apunta una portavoz de CCOO. “El lunes nos volveremos a reunir para valorar lo que ocurra este fin de semana, y esperamos que con todo esto, la Consejería se replantee la situación”, confía.

Cabe recordar, además, que en los últimos días se está produciendo una importante oleada de dimisiones en las gerencias de la Atención Primaria, lo cual evidencia, aún más, el descontrol de la sanidad en la Comunidad de Madrid.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

Related...