Los sindicatos amenazan con "endurecer" el diálogo social si no sube el SMI

·2 min de lectura

Madrid, 14 jul (EFE).- UGT y CCOO han vuelto a exigir al Gobierno en concentraciones por todo el país que suba ya el salario mínimo interprofesional (SMI) y derogue la reforma laboral de 2012, porque de lo contrario continuarán las movilizaciones y endurecerán el diálogo social.

"Si continuamos con esta situación nos vamos a tener que replantear endurecer el diálogo social", ha advertido el secretario general de UGT, Pepe Álvarez, durante la concentración de delegados sindicales frente al Banco de España.

"Los sindicatos hemos demostrado nuestra responsabilidad en las negociaciones, tenemos la intención de seguir haciéndolo, pero tenemos que ser respondidos con lealtad y responsabilidad ", ha añadido el secretario de políticas públicas de CCOO, Carlos Bravo.

El líder de UGT ha incidido en que el Gobierno no puede pretender que los sindicatos se sienten a negociar solo cuando él quiere y ha reclamado que se les convoque para tratar la senda de subida del SMI hasta el final de la legislatura porque "solo así será posible mantener la normalidad en referencia a la concertación social".

Álvarez ha criticado a la vicepresidenta primera, Nadia Calviño, por pedir prudencia y tiempo antes de tomar una decisión sobre volver a subir el SMI.

"A veces tengo la sensación de que la propia vicepresidenta primera habla con ella misma y se contesta. Hace unos meses nos decía que en función de como fuera la economía se replantearía la subida del SMI y la economía va como un tiro", ha añadido.

En la misma línea, Bravo (CCOO) ha reclamado al Gobierno que no se salte 2021 en la senda para alcanzar un SMI del 60 % del salario medio antes de que finalice la legislatura, porque ve imprescindible que la recuperación "se corresponda con un reconocimiento a la ciudadanía".

Ha asegurado que más de 1,5 millones de trabajadores dependen de esa cuantía mínima y que ha recordado que el alza del SMI también contribuirá al crecimiento económico porque los salarios más bajos se destinan íntegramente a consumo.

"El Gobierno tiene compromisos contraídos con la ciudadanía que tiene que cumplir", ha añadido Bravo, que también ha señalado la necesidad de derogar la reforma laboral de 2012 para equilibrar la negociación colectiva y que los 16 millones de trabajadores por cuenta ajena "vean crecer salarios y mejorar condiciones de trabajo de manera clara".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente