Sergio Massa, nuevo "superministro" de Economía argentino, anuncia sus primeras directrices

·4 min de lectura
© EFE/ Juan Ignacio Roncoroni

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, hizo efectiva la posesión de Sergio Massa, el nuevo "superministro" de Economía, que se convirtió en el tercer titular de esta cartera en un mes. Será el encargado de tomar las riendas de unas finanzas maltrechas, con una inflación interanual que en junio alcanzó el 64%. Tras su posesión, anunció la adopción de medidas a través del fortalecimiento de las reservas y un ajuste fiscal mediante el aumento de tarifas y el freno a la emisión monetaria.

El Museo del Bicentenario de la Casa del Gobierno, en Buenos Aires, fue el escenario en el que el mandatario argentino, Alberto Fernández, tomó el juramento del flamante nuevo ministro de Economía, Sergio Massa.

"Estamos empezando una etapa del Gobierno que estoy convencido de que vamos a transitar exitosamente. Para eso lo convoqué a Sergio, cuya capacidad y coraje me constan y estoy seguro de que lo va a hacer muy bien", destacó el presidente argentino durante la toma de posesión del nuevo gestor de las finanzas.

Massa, abogado de profesión, asumió poderes de "superministro" y estará al cargo de la gestión de temas como hacienda, agricultura, producción y la relación con organismos multilaterales como el Fondo Monetario Internacional, cuestiones que previamente estaban disgregadas.

Fernández añadió que este "es un tiempo para que todos" sumen "esfuerzos para salir adelante", en referencia a todas las fuerzas políticas y sectores que conforman el tejido productivo y económico de la nación.

Massa, a la cabeza del Frente Renovador, la tercera fuerza política del Frente de Todos, el partido gobernante, es el sucesor de Silvina Batakis, que apenas estuvo tres semanas en el cargo, en el fragor de las tensiones de la coalición de gobierno entre el peronismo alineado con Alberto Fernández y el sector kirchnerista, liderado por la vicepresidenta Cristina Fernández.

El "superministro" ya anunció las primeras medidas para sacar adelante la economía

Sergio Massa, que toma las riendas de una economía maltrecha, deberá hacer frente, entre otras cosas, a una inflación desbocada, que en términos interanuales este junio alcanzó el 64%. A pesar de que el panorama general es algo mejor que hace un lustro, los desequilibrios fiscales y la reducción del déficit primario serán asimismo tareas prioritarias.

Con el acuerdo de refinanciación de la deuda alcanzado el pasado mes de marzo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) se busca corregir esa inestabilidad monetaria, que ha sacado sistemáticamente a los argentinos a las calles para exigir soluciones verdaderamente eficaces.

Para hacer frente a estos retos, el nuevo "superministro" empleó su primera conferencia de prensa después de su posesión para anunciar las líneas marco de su hoja de ruta, mostrándose especialmente duro contra el aumento de los precios, que se prevé que para finales de año puedan subir más de un 70%.

"Tenemos que enfrentarnos a la inflación con determinación porque es la principal fábrica de pobreza a la que se enfrenta cualquier país", señaló Massa, que además subrayó que el "orden fiscal" es la solución esencial para controlar el gasto público y aumentar la confianza.

El titular de Economía se comprometió también a cumplir con el objetivo de déficit presupuestario del 2,5%; a no utilizar anticipos del Tesoro durante el resto de 2022 y a congelar las nuevas contrataciones en el sector público.

Massa mostró de igual manera su apoyo explícito al acuerdo alcanzado con el FMI para la reestructuración de los 44.000 millones de dólares de deuda que tiene el Estado argentino con el emisor y reafirmó su compromiso de cumplir con los pagos acordados.

En cuanto a las cuestiones energéticas, el ministro confirmó el incremento de las tarifas de luz y gas con el objetivo de reducir los subsidios a la energía y señaló que bajo su gestión promoverá la búsqueda de mayores inversiones en sectores como la minería, los hidrocarburos y la agroindustria.

Otra de las medidas propuestas pasa por aumentar las reservas del Banco Central a través de las exportaciones en sectores como la pesca, la agricultura o la minería. Para ello, se les ofrecerá una bonificación especial. Además, confirmó que el Ejecutivo lanzará en los próximos tres meses un canje voluntario de vencimientos de deuda en pesos.

Por otra parte, Massa anunció la auditoría de los planes de gasto social que desembolsa el Estado a los sectores más vulnerables de la sociedad. En esta línea, se anunció un bono para los adultos mayores con ingresos mermados por la inflación y dijo que próximamente se reunirá con sindicatos y patronales para desarrollar un mecanismo eficaz que permita recuperar los ingresos del sector primario ante el aumento de los costos.

En medio de los enfrentamientos en la coalición de gobierno, para muchos el nombramiento de Massa y sus ambiciosas propuestas son el último aliento para intentar salvar el Gobierno de Alberto Fernández y la sangría económica que ha mermado mucho su popularidad. Todo ello a un año de las elecciones presidenciales.

Con EFE y Reuters

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente