Las selecciones renuncian a portar el brazalete arcoíris en Qatar por temor a expulsiones

El portero de la selección alemana Manuel Neuer, portando el brazalete en una imagen de archivo.
El portero de la selección alemana Manuel Neuer, portando el brazalete en una imagen de archivo.

El portero de la selección alemana Manuel Neuer, portando el brazalete en una imagen de archivo.

La bandera arcoíris no estará presente sobre el terreno de juego en el Mundial de Qatar 2022. El símbolo a favor de los derechos del colectivo LGTBIQ+ que iban a portar los capitanes de distintas selecciones en su brazalete ha sufrido un duro revés. Inglaterra, Gales, Bélgica, Dinamarca, Países Bajos, Alemania y Suiza han emitido un comunicado conjunto en el que renuncian a llevarlo por temor a represalias que se salden con la expulsión de sus jugadores.

En este sentido, los combinados nacionales que habían mantenido su posición de mostrar la repulsa al trato que recibe este colectivo en el país anfitrión, ya contaban con que ese guiño tan simbólico les iba a costar una sanción económica. No obstante, ahora temen que les afecte en el plano de lo deportivo, tras recibir una comunicación de la FIFA.

“Es verdad que la FIFA dijo ayer que podría haber sanciones deportivas. Eso es algo en lo que tenemos que pensar. Hemos dejado claro que queremos llevar el brazalete. Es importante para nosotros, pero también tenemos que considerar todas las implicaciones”, ha señalado Mark Bullingham, presidente ejecutivo de la federación inglesa.

“Normalmente habría una sanción, que pagaríamos y estaríamos contentos con eso. Bueno, contentos no es la palabra, pero estaríamos preparados para ello, porque creemos que es importante demostrar nuestro apoyo a la inclusión”, ha detallado Bullingham.

Búsqueda de alternativas

Con todo, desde la federación inglesa no piensan quedarse de brazos cruzados y han comunicado que buscarán otros métodos para expresar sus ideas que no provoquen sanciones deportivas a su selección. De hecho, Inglaterra también quiere realizar otro importante gesto, pero en el ámbito de los derechos de las personas negras.

Como un guiño al movimiento Black Lives Matter (‘Las vidas de las personas negras importan’), el equipo inglés hincará la rodilla antes del inicio del partido, reproduciendo el gesto que ya forma parte de la historia de este movimiento.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR