Seúl y Washington destacan la cooperación con Tokio en desnuclearización

Agencia EFE
·2 min de lectura

Seúl, 12 feb (EFE).- Los jefes de la diplomacia de Corea del Sur y de EE.UU., Chung Eui-yong y Antony Blinken, subrayaron hoy en conversación telefónica su compromiso para lograr la desnuclearización de la península coreana y destacaron la importancia de cooperar con Tokio para lograr este objetivo.

Durante la conversación, que ha tenido lugar tres días después de que Chung fuera confirmado en el cargo, ambos han insistido en que "cooperarán estrechamente para lograr la completa desnuclearización" del régimen de Corea del Norte, según un comunicado difundido por el Ministerio de Exteriores surcoreano.

El diálogo sobre desnuclearización con Pionyang se encuentra actualmente estancado desde la cumbre de Hanói de febrero de 2019, en la que Washington se negó a levantar sanciones por considerar insuficiente la oferta de desarme del régimen.

Tras el fracaso de la Administración Trump para resolver el conflicto, el líder norcoreano, Kim Jong-un, instó recientemente al nuevo Gobierno de Joe Biden a proponer nuevas alternativas para retomar el diálogo advirtiendo que Pionyang prepara nuevas pruebas de armas.

EEUU y Corea del Sur, siempre aliados, han mantenido contacto estrecho desde la llegada al poder de Biden el pasado enero, pero aún no han desvelado ninguna novedad con respecto al proceso de diálogo con Corea del Norte ni tampoco han enviado mensajes conjuntos --al menos de manera pública-- al régimen de Pionyang.

Chung y Blinken también destacaron hoy "la importancia de la continua cooperación EEUU-República de Corea (nombre oficial de Corea del Sur)-Japón", según el texto facilitado por el Departamento de Estado tras la llamada.

El comentario llega en un momento en el que la relación entre Seúl y Tokio vuelve a estar plagada de tiranteces debido a sus diferencias a cuenta de los crímenes cometidos por el Ejército imperial durante su dominio colonial de la península de Corea entre 1910 y 1945.

También apunta a la voluntad del Gobierno estadounidense para mediar en el contencioso --sobre el que Donald Trump optó por guardar silencio-- y reforzar su marco estratégico regional.

(c) Agencia EFE