Tiroteo en Colorado: lo que se sabe del ataque que dejó al menos 5 muertos en una discoteca gay en EE.UU.

Gente afligida en la escena del crimen.
Hubo escenas de conmoción fuera de la discoteca el domingo, cuando la gente se reunió para depositar flores para las víctimas.

Al menos cinco personas murieron y 19 resultaron heridas luego de que un hombre armado abriera fuego dentro de una discoteca gay en el estado de Colorado, Estados Unidos, el sábado por la noche.

Un sospechoso de 22 años llamado Anderson Lee Aldrich fue puesto bajo custodia policial y atendido por lesiones.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo que los ciudadanos de su país "no pueden ni deben tolerar el odio".

"Los lugares que se supone que son espacios seguros de aceptación y celebración nunca deben convertirse en lugares de terror y violencia. Sin embargo, sucede con demasiada frecuencia. Debemos eliminar las desigualdades que contribuyen a la violencia contra las personas LGBTQI+", afirmó.

La policía pidió a la comunidad que tuvieran paciencia mientras trabajaban para identificar a las víctimas y tener el número total de muertos, y agregó que algunos heridos habían sido trasladados al hospital.

A las 23:57 (06:57 GMT) del sábado, las autoridades recibieron una llamada de emergencia inicial sobre un atacante armado en la discoteca Club Q de Colorado Springs, dijeron.

El sospechoso fue atrapado dentro de la discoteca y se encontraron dos armas de fuego en la escena del crimen; la policía cree que el atacante usó un rifle largo.

Un acto de heroísmo

El alcalde de Colorado Springs John Suthers dijo que uno de los asistentes a la discoteca logró agarrar el arma del atacante y golpearlo con ella durante el tiroteo.

El alcalde dijo que otro cliente había ayudado a mantener al atacante controlado hasta que llegó la policía.

"La llamada a la policía ocurrió a las 11:57 p.m. La policía estuvo en el lugar hacia las 12:00, una respuesta increíblemente rápida".

"El incidente se había terminado hacia las 12:02, y eso es, en gran medida, por la intervención de al menos uno, posiblemente dos individuos muy heróicos que lograron controlar a este tipo. Al parecer le quitaron el arma y lo inhabilitaron".

"Con lo trágico que fue este incidente, pudo haber sido mucho, mucho peor sin estas acciones heróicas", agregó el alcalde.

El dueño de la discoteca aseguró que se habían salvado "decenas y decenas de vidas".

Sin motivos claros aún

La policía sigue tratando de confirmar exactamente cuántas personas resultaron heridas, dado que muchas fueron por sus propios medios a los hospitales.

Dos personas afligidas en la escena del crimen.
Al menos cinco personas murieron en el ataque.

La policía está llevando a cabo una investigación para determinar si el tiroteo fue un crimen de odio, y si había más de una persona involucrada.

El alcalde Suthers le dijo a la cadena estadunidense NBC el lunes, que creía que el tiroteo tenía "todas las características" de un crimen de odio, pero agregó que la motivación aún estaba bajo investigación.

"Tenemos que revisar las redes sociales, queremos ver todo tipo de información que hemos estado recopilando de la gente que conocía (el atacante) antes de sacar conclusiones definitivas", agregó.

También han surgido preguntas sobre el sospecoso, quien al parecer había llamado la atención de la policía después de una amenaza de bomba en 2021.

Según reportes policiales de la época, su madre había llamado a los servicios de emergencia, asegurando que su hijo "estaba amenazando con hacerle daño con una bomba casera y múltiples armas y municiones".

"¿Por qué tenía que ocurrir esto?"

Joshua Thurman, de 34 años, estaba en el local de baile en el momento del tiroteo.

Joshua Thurman se limpia las lágrimas de su rostro.
Thurman se escondió en un vestuario durante el tiroteo.

Al principio pensó que los disparos eran parte de la música, le dijo al Colorado Sun, pero luego corrió a refugiarse en un vestuario.

"Cuando salí había cuerpos en el piso, vidrios rotos, vasos rotos, gente llorando", dijo.

"No había nada que impidiera que ese hombre entrara para matarnos. ¿Por qué tuvo que pasar esto? ¿Por qué? ¿Por qué la gente tuvo que perder la vida?", se preguntó.

Thurman, quien vive cerca de la discoteca, dijo que el local nocturno es parte importante de la comunidad gay local y cree que conoce a una de las personas asesinadas.

Flores y un letrero que dice "amor sobre el odio".
Flores y homenajes fueron dejados en el lugar este domingo.

El alcalde de Colorado Springs, John Soothers, calificó el evento de tragedia.

"Somos una comunidad fuerte que ha demostrado resiliencia frente al odio y la violencia en el pasado, y lo haremos nuevamente", señaló.

En 2015, tres personas murieron y nueve resultaron heridas en un tiroteo en una clínica de salud sexual e interrupción de embarazos de Planned Parenthood en Colorado Springs.

El estado de Colorado ha registrado otros tiroteos masivos, incluso en un supermercado en Boulder en 2021 en el que murieron diez personas.

Discoteca Club Q en Colorado Springs.
La discoteca Club Q es un sitio popular de la comunidad LGBT de Colorado Springs.

El gobernador de Colorado, Jared Polis, quien es gay, elogió a las "valientes personas que bloquearon al atacante, probablemente salvando vidas con ello".

"Colorado apoya a nuestra comunidad LGTBQ y a todos los afectados por esta tragedia; estamos de luto", escribió el político en Facebook.

En 2016, 49 personas murieron y más de 50 resultaron heridas en un tiroteo en la discoteca gay Pulse en Orlando, Florida. En ese momento, fue el tiroteo masivo más mortífero en la historia de Estados Unidos.

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.