Ryanair registra una pérdida anual superior a 1.200 millones de dólares

·2 min de lectura
Aviones de Ryanair permanecen estacionados en el aeropuerto inglés de Stansted, al noreste de Londres, el 20 de agosto de 2020

La compañía aérea irlandesa de bajo costo Ryanair, duramente afectada por la pandemia, registró una pérdida de más de 1.000 millones de euros (1.214 millones de dólares) en el ejercicio fiscal que culminó el 31 de marzo, debido al colapso del tráfico aéreo y pérdidas en el mercado de cobertura del combustible.

Sin tener en cuenta los elementos excepcionales, incluido los ligados al combustible, la pérdida fue de 815 millones de euros (990 millones de dólares), contra un beneficio superior a los 1.000 millones de euros en el ejercicio precedente. Si se incluyen los elementos excepcionales, unos 200 millones de euros vinculados a malas coberturas de posiciones por combustible, la pérdida sube a más de 1.000 millones de euros.

Ryanair registró una facturación de 1.640 millones de euros, en baja de 81%, indicó un comunicado de la empresa.

"El año 2020/2021 ha sido el más difícil en los 35 años de existencia de Ryanair. Debido al covid-19 el tráfico se desmoronó casi de la noche a la mañana, de 149 millones de pasajeros a solo 27,5 millones", indicó la empresa.

El grupo, que suprimió unos 3.000 puestos de trabajo -equivalente al 15% de su plantilla- para reducir costes, destacó que varias aerolíneas europeas como Flybe, Level o Germanwings han sucumbido al impacto económico de la pandemia.

Ryanair especula con que "la capacidad de transporte aéreo intraeuropeo siga siendo significativamente menor" en los próximos años y eso lo beneficie.

El grupo aéreo confía en una pronta recuperación y estima que el escenario "probable para el año completo 2021/2022 es acercarse al equilibrio financiero".

"Nos alienta la reciente disponibilidad de varias vacunas contra el covid-19 y esperamos que su despliegue facilite la reanudación del tráfico aéreo y el turismo intraeuropeo este verano", indicó el comunicado.

Si, como está previsto actualmente, la mayoría de los europeos estarán vacunados para septiembre, creemos que podemos esperar una fuerte recuperación (...) en la segunda mitad del año en curso", agregó.

Actualmente, el grupo espera que el número de pasajeros transportados durante el año esté "en el extremo inferior de nuestro rango de pronóstico de 80 a 120 millones" de personas".

ved/esp/zm/mar