Rusia vuelve al acuerdo sobre el transporte marítimo de grano ucraniano

Rusia vuelve al pacto sobre el corredor marítimo de grano ucraniano tras obtener las garantías que requería. El martes, tres barcos que transportaban maíz, trigo y harina de girasol viajaron a través del corredor marítimo humanitario a pesar de la retirada rusa del acuerdo.

Pero el presidente ruso, Vladímir Putin, había asegurado a su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, que Moscú sólo consideraría la posibilidad de reanudar el pacto que permite las exportaciones de grano desde los puertos marítimos ucranianos si se aseguraban "garantías reales" de Kiev.

El Kremlin había suspendido su participación en el acuerdo debido al ataque con drones del sábado a su flota en Crimea que Putin achaca a Ucrania. Kiev no reivindicó la responsabilidad y negó que utilizara el corredor marítimo seguro con fines militares.

En su discurso nocturno, el presidente ucraniano Volodímir Zelenski había afirmado que el corredor de cereales necesita una protección fiable y que Rusia debería recibir una dura respuesta internacional por interrumpir las exportaciones de alimentos: "Se trata literalmente de una cuestión de vida para decenas de millones de personas".

Anteriormente, el mandatario había recibido en Kiev a la comisaria europea de Energía, Kadri Simson. Al parecer, Rusia ha destruido cerca del 40% de las infraestructuras energéticas de Ucrania en recientes ataques selectivos con misiles.