Roger Federer anuncia su retirada a los 41 años

·3 min de lectura
Federer, en su despedida, de paisano, de Wimbledon, uno de sus torneos capitales (Photo: Shi Tang via Getty Images)
Federer, en su despedida, de paisano, de Wimbledon, uno de sus torneos capitales (Photo: Shi Tang via Getty Images)

Federer, en su despedida, de paisano, de Wimbledon, uno de sus torneos capitales (Photo: Shi Tang via Getty Images)

El fin de una era dorada para el tenis y el deporte. Roger Federer, uno de los más grandes tenistas de la historia, ha anunciado su retirada a los 41 años para finales de septiembre, tras la disputada de la Laver Cup.

Federer dice adiós a las pistas tras una carrera jalonada de éxitos; un palmarés inacabable de 103 títulos en el que destacan 20 Grand Slams —lo que le convirtió en el primer hombre en lograrlo— repartidos entre 8 Wimbledon, 6 Open de Australia, 5 Open de EEUU y 1 Roland Garros.

Además, se alzó con 28 Masters 1000, un oro olímpico en Pekín 2008 y una Copa Davis, con Suiza en 2014. Fruto de sus éxitos se situó como número 1 del ránking ATP durante 310 semanas, con un récord (más), el de permanencia en lo más alto, hito que mantuvo ininterrumpidamente durante 237.

Clase, admiración y un revés insuperable

Considerado por muchos el mejor de siempre sobre la hierba, gran superficie de sus conquistas, ningún otro tenista (masculino) ha levantado más veces la Challenge Cup que reconoce a los vencedores de Wimbledon.

Los aficionados, sus rivales y la crítica siempre destacaron su juego, pura clase sobre cualquier superficie, con menor dependencia del físico que otros competidores y un tan personal como bello revés a una mano. También sus grandes oponentes, Rafa Nadal, Novak Djokovic o Andy Murray, con los que conformó el big four, la generación que dominó con mano de hierro el tenis en el último cuarto de siglo.

"Es una decisión agridulce porque echaré de menos todo lo que me ha dado el circuito. Pero al mismo tiempo, hay mucho que celebrar. Me considero una de las personas más afortunadas del mundo. Se me concedió un talento especial para jugar al tenis, y lo hice a un nivel que nunca imaginé, durante mucho más tiempo del que jamás creí posibleRoger Federer

El anuncio oficial ha llegado a través de un mensaje en Twitter. Dedicado a su “familia del tenis y más allá”, da las gracias a su deporte y asume que su cuerpo ya no puede más.

“Los últimos tres años me han supuesto un reto en forma de lesiones y cirugías. He trabajado duro para volver a estar en plena forma competitiva. Pero también conozco las capacidades y los límites de mi cuerpo, y su mensaje para mí últimamente ha sido claro”, expone en una larga despedida.

El último baile de Roger

Sus numerosos problemas físicos en las últimas temporadas han dinamitado su adiós al circuito. Desde que se impuso en Basilea, a finales de 2019, no ha vuelto a levantar ninguna copa. Y desde los cuartos de final de Wimbledon 2021 no ha vuelto a saltar a la pista. Un año y medio que ahora culminan en la Laver Cup, un torneo apadrinado por él que enfrenta a Europa con el resto del mundo, y que esta vez servirá de gran homenaje.

Aunque ya ha adelantado que seguirá jugando, ya fuera del circuito competitivo, sus últimos puntos verdaderamente en activo tendrán lugar del 23 al 25 de septiembre, en el O2 Arena de Londres. La oportunidad real de despedirse de un mago de la raqueta y una leyenda del deporte.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR