El rifirrafe entre Juan Ramón Lucas y Ortega Smith: "Ustedes atacan la libertad de expresión"

Miguel Fernández Molina
Juan Ramón Lucas

Ha empezado con un “felicidades por los resultados en las elecciones”, pero la cordialidad pronto ha tornado en tensión. Juan Ramón Lucas ha entrevistado en La Brújula (Onda Cero) este lunes, el día después del 10-N, a Javier Ortega Smith, secretario general de Vox.

El veto de la formación ultraderechista a varios medios, entre ellos El HuffPost, seguirá vigente. Lo ha anunciado esta tarde Santiago Abascal y su número dos no iba a ser menos. A preguntas del periodista, ha señalado que “seguiremos limitando la entrada a los medios que difaman; hasta ahí podíamos llegar. Entra quien nosotros creemos que se merece entrar”.

Poco a poco, la conversación ha ido generando más enfrentamiento entre ambos: “Ustedes tienen la piel muy fina con las críticas”, ha inquirido Lucas, a lo que el político y abogado ha negado la mayor: “Si tuviéramos la piel muy fina no hubiéramos dado abasto de querellas contra medios. Ningún partido ha sufrido lo que Vox”. Y ha ido más allá: “Si las difamaciones se tornan en calumnias acudiremos a los tribunales”.

Seguiremos limitando la entrada a los medios que difaman; hasta ahí podíamos llegar

Tras varios minutos de evidente desencuentro, el presentador de La Brújula ha mostrado su intención de cambiar el tercio, no sin dejar antes unas últimas reflexiones: “No vamos a monopolizar la entrevista en este toma y daca sobre la libertad de expresión”.

“No, no, es que esto no va de libertad de expresión”, le ha cortado tajante Ortega Smith, que se ha encontrado con réplica inmediata de Juan Ramón Lucas: “Ustedes atentan contra la libertad de expresión”.

Visiblemente molesto, el representante de Vox ha acusado al periodista de “generalizar”: “Nosotros somos grandes defensores del pluralismo informativo de los medios. No lo lleve a la generalización. Si de 75 medios limitas a dos [NDR: que no son dos, somos más] es que no vas contra la libertad de expresión”.

Sigue leyendo en El HuffPost