Los reyes escriben una nueva página en su relación histórica con Las Hurdes

·4 min de lectura

Pinofranqueado (Cáceres), 12 may (EFE).- Felipe VI y doña Letizia han escrito este jueves una nueva página de la relación histórica entre la monarquía y la comarca de Las Hurdes, merced a una visita en la que han conocido el desarrollo económico de estas tierras y donde han recibido el cariño de una sociedad que, aunque ha dejado atrás sus imágenes en blanco y negro, no renuncia a la memoria del pasado.

La visita de los reyes coincide con el centenario del viaje que Alfonso XIII realizó a esta comarca (1922) y que sirvió para enseñarle al mundo que la miseria, las enfermedades y la ausencia de los servicios más básicos seguían azotando a numerosas zonas del país.

Si bien es cierto que el bisabuelo de Felipe VI regresó en 1930 y don Juan Carlos y doña Sofía estuvieron en 1998, la visita cursada en esta jornada por los reyes ha tenido una "mirada retrospectiva" con respecto a la de 1922. "Estas Hurdes nada tienen que ver con las de hace 100 años", ha afirmado el alcalde de Pinofranqueado, José Luis Azabal.

Felipe VI y doña Leticia han sido recibidos entre aplausos y vítores por decenas de vecinos tanto de esta localidad como de las cinco restantes que conforman esta comarca: Caminomorisco, Casares de Hurdes, Nuñomoral, Ladrillar y Casar de Palomero y sus cerca de 40 alquerías.

Dos niñas ataviadas con los trajes tradicionales hurdanos han sido las primeras en dar la bienvenida a los reyes, que han llegado acompañados por la portavoz y ministra de Política Territorial, Isabel Rodríguez, y el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, entre otras autoridades regionales, provinciales y locales.

El sonido de la Escuela Provincial de Tamborileros Mesegal Las Hurdes y un baile tradicional, denominado el paleo, ofrecido por un grupo infantil folclórico, han rodeado el caluroso recibimiento dado por las gentes de esta comarca.

Tras visitar el edificio consistorial, los reyes se han desplazado hasta el Centro de Documentación de Las Hurdes, donde su director, José Pedro Domínguez, ha explicado algunos pormenores de aquel viaje de cuatro días, a pie y a caballo, de Alfonso XIII, pero también el desarrollo económico y social de estas tierras.

En el interior de este centro cultural e histórico, los reyes han visualizado un vídeo sobre dicha visita, han recorrido una muestra de las fiestas de interés turístico de la comarca, como son el Carnaval hurdano y la "Enramá" y una exposición sobre la grabación de la película "Buñuel en el laberinto de las tortugas", premio Goya a la mejor película de animación de 2020, y cuyo productor, José María Fernández De Vega, también ha estado presente.

Posteriormente, Felipe VI y doña Letizia, junto a las autoridades, han conocido de primera mano la realidad económica y social de la comarca, pues representantes de distintos sectores han trasladado sus logros, retos e inquietudes, así como su deseo de seguir apostando por una tierra que tiene mucho que ofrecer.

Así, representantes del sector de la hostelería han apostado por trabajar para que los visitantes tengan una experiencia completa en Las Hurdes, el sociosanitario ha subrayado el avance en la atención asistencial en las últimas décadas, y los apicultores, un sector con mucho peso, ha defendido que su miel "es la mejor del mundo".

Según los presentes, los reyes les han remarcado la importancia de este viaje y la experiencia extraordinaria que supone moverse por el país y, más aún, por las zonas que se encuentran más apartadas de las grandes ciudades.

Para Fernández Vara, el objetivo de esta visita ha sido mostrar la realidad de Las Hurdes, la actual, de cómo viven hoy sus gentes, pues "hemos pasado del blanco y negro al color".

En el marco de estos encuentros, los reyes han mantenido uno de carácter más privado con los padres de Jordi Oñoro Tomé, el legionario de 30 años, natural de Pinofranqueado, que falleció el pasado 26 de abril tras volcar un blindado en el campo de maniobras y tiro Álvarez Sotomayor, en Viator (Almería).

También ha estado presente José María Vázquez, cuyo padre, primer nacido por cesárea en las Hurdes, fue ahijado de Alfonso XIII.

La visita ha concluido con paseo por las inmediaciones del río Los Ángeles, en cuyas aguas se bañó Alfonso XIII en aquella primera página de la relación histórica entre la monarquía y Las Hurdes.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente