La revolución de la información cuántica y los viajes de las partículas entrelazadas

Sin necesidad de señales entre ellas, una partícula puede transmitir información a otra desde largas distancias. Es uno de los ejemplos mágicos de lo que permite la física cuántica y es lo que demostraron a lo largo de una vida de investigación los científicos Alain Aspect, John F. Clauser y Anton Zeilinger, ganadores del Premio Nobel de Física 202 y pioneros de la información cuántica.