El reventón de una tubería en Madrid deja calles, garajes y túneles inundados, cortes y retenciones

·3 min de lectura
Túnel de M-30. (Photo: EMERGENCIAS MADRIDEuropa Press)
Túnel de M-30. (Photo: EMERGENCIAS MADRIDEuropa Press)

Túnel de M-30. (Photo: EMERGENCIAS MADRIDEuropa Press)

La rotura de una tubería del Canal de Isabel II en la zona de Marqués de Vadillo, con rotura posterior de calzada, ha provocado una complicada mañana de jueves con cortes circulatorios e importantes retenciones en la M-30 y ha dejado garajes y bajos inundados en la zona.

La rotura se ha producido sobre las 2.20 horas en una tubería de la calle Antonio Leyva cercana a la glorieta de Marqués de Vadillo y ha provocado la una rotura de calzada con una importante corriente de agua, según han explicado a Europa Press fuentes de Emergencias Madrid.

Como consecuencia de ello, se ha anegado de agua la zona cercana a la glorieta, donde se han cortado todos los accesos desde las calles Antonio Leyva, Antonio López y General Ricardos, y ha obligado a cerrar al tráfico varios ramales de la M-30.

“Se ha inundado la calle Antonio López en su primer tramo y varios ramales del túnel de la M-30 porque la entrada está inmediatamente y favorece la entrada de agua en el túnel. Hemos pasado a cortar la calle Antonio Leiva en la zona afectada, la calle Antonio López y también se han realizado cortes de tráfico en el interior del túnel para poder trabajar”, ha explicado Antonio Marchesi, supervisor de guardia de los Bomberos Madrid.

En concreto, según fuentes de Emergencias Madrid, se han cortado el carril central de la M-30, XC, donde el agua ha alcanzado un metro de altura, y el ramal 15RR, con 2,5 metros de altura de agua acumulada. También se ha visto afectado el túnel Baipás en el sentido A-3 y el tráfico se ha desviado por el Nudo Sur, ha detallado el Centro dependiente del Ayuntamiento de Madrid.

Igualmente, se han anegado bajos, sótanos, locales y garajes de edificios próximos a la glorieta de Marqués de Vadillo. El más afectado es un parquink ubicado en la calle Antonio Leyva, donde el agua en la planta -4 ha llegado a alcanzar 1,5 metros de altura.

En el lugar han trabajado, de forma coordinada con técnicos de Calle M-30, hasta 14 dotaciones de los Bomberos de la Comunidad de Madrid, que han colaborado para desaguar el agua acumulada. “Ahora mismo estamos desaguando colaborando con los medios técnicos de la M-30. Hemos revisado todos los edificios cercanos a la rotura para confirmar que de momento no hay ningún problema estructural por el posible lavado de tierras. Cuando baje el agua en la zona de la rotura podremos evaluar el tamaño del socavón y del lavado pero no parece que vaya afectar a ninguna vivienda”, ha explicado el supervisor de los Bomberos.

Recuperado el tráfico en la circunvalación

El Centro de Gestión de la Movilidad de Madrid ha informado de la apertura del túnel bypass sur de la M-30, sentido A-3, que estaba afectado desde primera hora de la madrugada.

A través de las redes sociales, ha indicado que permanecen los cortes en Marqués de Vadillo hacia M-30 y glorieta Pirámides, así como los accesos a la glorieta desde Antonio Leyva y Antonio López.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR