Llega a Roma el cadáver del embajador muerto en ataque en RDCongo

Bienvenu-Marie BAKUMANYA
·4 min de lectura

Los restos del embajador italiano Luca Attanasio y de su guardaespaldas Vittorio Iacovacci, asesinados en un ataque en el este de la República Democrática del Congo (RDC), llegaron el martes por la noche a Roma.

Un avión militar, un Boeing 767, que partió del aeropuerto de Goma, capital de Kivu del Norte, aterrizó poco después de las 23H00 (22H00 GMT) en el aeropuerto de Ciampino, cerca de la capital italiana. Llevaba a bordo los restos mortales del diplomático y el joven carabinero en ataúdes cubiertos con la bandera verde-blanca-roja, según la televisión pública Rai y la agencia de prensa Ansa.

El primer ministro, Mario Draghi, el ministro de Relaciones Exteriores, Luigi Di Maio, y el titular de Defensa, Lorenzo Guerini, fueron a Ciampino para recibir a la esposa del embajador y a sus tres hijas, que también viajaron en el avión.

Antes de que salieran del territorio, las autoridades provinciales y militares de Kivu del Norte asistieron a una ceremonia sobria y moderada en su honor, informó la presidencia de la RDC.

En Kinshasa, el presidente Félix Tshisekedi y su esposa Denise Nyakeru, se trasladaron hasta la redidencia del embajador para "una visita de duelo" a su viuda y sus tres hijas.

En Roma, el papa Francisco envió un mensaje de condolencias al presidente italiano, Sergio Mattarella, lamentando el "trágico atentado". Destaca las "cualidades humanas y cristianas" del embajador y califica a los dos italianos muertos de "servidores de la paz y el derecho".

Las autoridades congoleñas acusaron a los rebeldes hutus de las Fuerzas Democráticas de Liberación de Ruanda, grupo que opera desde hace unos 20 años en la región, del asesinato el lunes de los dos italianos y un conductor congoleño, Mustafa Milambo, en esa peligrosa zona del este del país.

Attanasio, de 43 años, murió junto a Iacovacci y el chofer en una emboscada a un convoy del Programa Mundial de Alimentos (PMA), cerca de Goma.

Tshisekedi calificó el ataque de "terrorista".

- Esclarecer los hechos -

Los insurgentes rechazaron este martes la acusación y, en cambio, la endilgaron a los ejércitos congoleño y ruandés.

"El convoy del embajador fue atacado en una zona denominada de las 'tres antenas', cerca de Goma, en la frontera con Ruanda, no lejos de una posición de las FARDC (Fuerzas Armadas de la RDC) y militares ruandeses de las Fuerzas de Defensa ruandesa", afirma el comunicado de las FDLR.

"La responsabilidad de este asesinato abyecto debe buscarse en las filas de esos dos ejércitos y de sus patrocinadores que acordaron una alianza contra natura para perpetuar el saqueo del este de la RDC", acusan las FDLR.

Por ello, los rebeldes hutus ruandeses "exigen a las autoridades congoleñas y a la MONUSCO (Misión de las Naciones Unidas en la República Democrática del Congo) esclarecer las responsabilidades de este vil asesinato en lugar de recurrir a acusaciones precipitadas".

Las FDLR fueron creadas a principios de los años 2000 por rebeldes hutus ruandeses, algunos de los cuales participaron en el genocidio de los tutsis entre abril y julio de 1994 en la vecina Ruanda, antes de refugiarse en el este de RDC.

- Dispararon al aire -

El convoy fue emboscado a tres kilómetros de su destino por seis desconocidos, provistos con cinco armas de tipo AK-47 y un machete, según la presidencia congoleña.

"Dispararon al aire y obligaron a los ocupantes de los vehículos a bajar, y a seguirlos al interior del parque (de Virunga), tras haber abatido a uno de los choferes, para generar pánico", agregó la presidencia.

Alertados, los guardaparques y militares congoleños presentes en los alrededores se pusieron a perseguir a los agresores. "A 500 metros (del lugar del ataque) los secuestradores dispararon a quemarropa contra el guardaespaldas, que murió en el acto, y contra el embajador, hiriéndolo en el abdomen", según la misma fuente.

Attanasio "murió como consecuencia de sus heridas", tras ser trasladado a un hospital de Goma, según declaró a la AFP una fuente diplomática en Kinshasa.

El ataque del convoy donde se hallaba el embajador Attanasio se produjo en la carretera nacional 2, que bordea de cerca la frontera ruandesa, en una zona densa y montañosa. Esta región alberga el parque nacional de Virunga, y se puede circular sin escolta pero al menos en dos vehículos.

bur/mar/age/mis/erl/dga