La República Checa y Elovaquia vuelven a niveles máximos de contagios con covid

·3 min de lectura

Praga, 22 nov (EFE).- Eslovaquia y República Checa vuelven a los puestos de cabeza en el mundo, junto con Eslovenia y Austria, en cuanto a incidencia de contagio de la covid, con 1.229 y 929 positivos en siete días por cada 100.000 habitantes, respectivamente.

Mientras que en Eslovaquia el Gobierno considera seguir el ejemplo de la vecina Austria, que acaba de anunciar la vacuna obligatoria contra la covid-19 a partir de febrero próximo, en la República Checa eso se descarta por el momento.

"Estoy convencido de que no hay salida sin las vacunas, si no queremos que se repitan las olas y los 'lockdown' (confinamientos)", señaló este lunes a los medios locales el primer ministro eslovaco, Eduard Heger.

El jefe de la coalición de conservadores, liberales y populistas precisó: "La vacuna obligatoria para mayores de 65 o 60 sería lo ideal. Depende de los expertos. Pienso que también tiene sentido para los mayores de 50".

Eslovaquia se encuentra a la cabeza mundial en los contagios, con 4.544 positivos este domingo y una tasa de incidencia acumulada en la última semana de 1.229 positivos por 100.000 habitantes, la más alta del mundo, según el observador Our World in Data de la Universidad de Oxford (Reino Unido).

En el país centroeuropeo, con sólo un 43 % de sus 5,4 millones de habitantes vacunados por completo, hay actualmente 3.021 personas hospitalizadas con covid, de las cuales el 82 % no tiene la pauta completa, y 530 de esas personas están en estado grave.

Con más de 8.000 contagios en las últimas 24 horas, la República Checa anunció este lunes el peor valor para un domingo, cuando el número de test PCR es más bajo que en el resto de la semana.

La tasa acumulada en la última semana se eleva a 929, según el observador británico, el cuarto peor registro del mundo, tras Eslovaquia (1.229), Eslovenia (1.090) y Austria (1.044).

En este país, de 10,7 millones de habitantes, con solo un 58 % de la población vacunada con la pauta completa, hay unas 5.000 personas internadas, de las cuales dos tercios están sin vacunar.

Aunque la situación hospitalaria no se considera crítica aún, el ministro de Sanidad, Adam Vojtech, anunció hoy que propondrá en el Consejo de Ministros volver a declarar el estado de emergencia, a instancia de las autoridades sanitarias.

De esta manera se podrán destinar recursos humanos a las regiones del este del país más afectadas, como Olomouc, Zlin y Moravia del Sur, donde hay síntomas de "agotamiento" entre el personal sanitario, señaló Vojtech.

El Gobierno en funciones no contempla la vacuna obligatoria, según declaró anoche Alena Schillerova, ministra de Finanzas y jefa del grupo parlamentario del gobernante partido ANO.

El gobierno saliente, liderado por el magnate Andrej Babis, prefiere incentivar la vacunación con una controvertida campaña, que muestra el horror de los pacientes de covid en los hospitales. EFE

gm/jk/pi

(foto)

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente