Reino Unido y España empiezan la guerra... por culpa de las patatas bravas

WTB

La escalada de declaraciones sobre Gibraltar ha iniciado una guerra silente entre Reino Unido y España. Y como no podía ser de otra manera en 2017, la primera batalla se está combatiendo en las redes sociales… a cuenta de las patatas bravas.

Una gloriosa ración de patatas bravas (Geno Gourmet)

El primero en atacar esta cumbre de la gastronomía ibérica ha sido Ian Dust. Este periodista ha escrito varios mensajes en Twitter criticando esta maravillosa ración que se sirve en los bares del todo el país: “ahora que vamos a ir a la guerra con España, tengo que decir que siempre pensé que su comida está sobrevalorada. Esas patatas bravas son unas simples patatas fritas con ketchup. No engañáis a nadie”.


Dust abrió la veda y otros hijos de la Gran Bretaña aprovecharon para intentar torpedear nuestro amado recetario. Como el sociólogo Greg Dash, que compartió en la misma red social una foto de un trozo de una tortilla de patatas junto con la frase “no hay nada más que añadir”. Al parecer, a este señor no le gusta su aspecto.


Pero los españoles no nos hemos quedado de brazos cruzados y hemos contraatacado con un de nuestros soldados más beligerantes: el cocinero Alberto Chicote. El presentador de Pesadilla en la Cocina ha tuiteado una imagen de unas espectaculares patatas bravas y el siguiente mensaje: “Ian Dunt, Aquí tienes, como las cocinamos en Puerta del Sol Madrid, definitivamente mucho más que patatas y ketchup. Cuando quieras, aquí te esperamos”. 


Esta artillería pesada convenció al sociólogo, que le respondió con un ‘Tiene buena pinta”. Este comentario fue rápidamente reprendido por Dunt, que le dijo “Claro que la tiene, pero cállate o todo mi argumento se va a pique”. 


Parece que la guerra ha empezado con una elegante victoria para España: ni siquiera ha hecho falta hablar de la gastronomía británica.  

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines