El Reino Unido "superó el pico" de la pandemia, dice Boris Johnson

El Reino Unido, segundo país de Europa más afectado por el coronavirus, ahora con más de 26.700 muertos, "superó el pico" de la epidemia, afirmó el jueves el primer ministro británico Boris Johnson en su retorno a las ruedas de prensa diarias.

"Hemos superado lo que podría haber sido un vasto pico, como si hubiéramos estado pasando por un enorme túnel alpino, y ahora podemos ver la luz del sol", afirmó Johnson, que el lunes volvió al trabajo tras su propia convalecencia por covid-19 que lo tuvo una semana hospitalizado.

El Reino Unido comenzó el miércoles a incluir en su balance las muertes por coronavirus ocurridas en hogares, residencias de ancianos y otros centros, por lo que las cifras se dispararon situándolo como segundo país más afectado de Europa, por detrás de Italia.

Hasta el momento, ha registrado un total de 26.711 víctimas mortales, anunció el primer ministro.

Acusado de haber reaccionado tarde a la pandemia y haber dudado en ordenar el confinamiento, finalmente anunciado el 23 de marzo, Johnson se encuentra ahora bajo fuerte presión para explicar cuándo y cómo el país relajará las medidas.

Pero, continuando con su metáfora, se mostró cauteloso y pidió paciencia: "es vital que no perdamos el control y nos apresuremos a una segunda montaña aún más alta", dijo en referencia a una nueva ola de contagios.

Sin embargo, defendió haber tomado la decisión de confinar al país "en el momento adecuado" y prometió presentar la próxima semana una "hoja de ruta" sobre un progresivo desconfinamiento y reactivación de la economía.

Johnson adelantó que se podría aconsejar cubrirse la cara en los lugares públicos aunque de momento su gobierno no ha recomendado el uso de mascarillas quirúrgicas, una medida que está evaluando por temor a que sea contraproducente.

Antes de reactivar la actividad, las autoridades británicas quieren confirmar una clara disminución del número de muertes, pero también asegurarse de que disponen de suficientes medios de detección, seguimiento y protección.

Oficialmente, 171.253 personas han sido contaminadas en el Reino Unido y en las últimas 24 horas se registraron 674 muertes adicionales dentro y fuera de los hospitales.

"El número de casos está disminuyendo, esto significa menos hospitalizaciones, menos gente en el hospital, menos gente en cuidados intensivos, y estamos empezando a ver un descenso en el número de muertes", dijo el asesor científico del gobierno, Patrick Vallance, en la rueda de prensa junto al primer ministro.

Según Vallance, la tasa de transmisión de la enfermedad en el país está actualmente entre 0,6 y 0,9, es decir que cada persona infectada contamina a su vez a menos de un persona lo que permite una disminución de los casos.