¿Quiénes son los autores de los secuestros masivos en Nigeria?

Camille MALPLAT, y Louise Dewast en Abuya
·3 min de lectura

En la última década, han aterrorizado a las poblaciones nigerianas del noroeste, atacado aldeas, robado ganado y secuestrado a personalidades locales o viajeros en las carreteras para pedir rescate.

En estos últimos meses, atacaron escuelas en tres ocasiones, secuestrando centenares de adolescentes, provocando indignación mundial.

¿Quiénes son estos "bandidos", como los denominan las autoridades, grupos criminales que convirtieron esta región muy pobre de Nigeria en un territorio sin ley?

¿De dónde vienen?

La clave de la espiral de violencia está en la feroz competencia por los recursos naturales entre dos comunidades tribales, los pastores fulani y los agricultores, su mayoría hausas.

En esta zona la tierra de cultivo o pastoreo escasea, multiplicando los conflictos, cuyos protagonistas movilizan grupos armados para ser protegidos.

Las autoridades llaman a los defensores de los pastores "bandidos" y a los de los agricultores "comités de vigilancia", milicias de aldeanos armados.

Tras años de violencia entre comunidades y políticas agrarias favorables a los agricultores, muchos pastores se han pauperizado. Algunos han recurrido a actividades delictivas, indica el International Crisis Group (ICG).

¿Cuántos son? ¿Dónde están?

En los densos bosques del estado de Zamfara pululan grupos de delincuentes, integrados por peuls, pero también por hausas y otras etnias.

Estos criminales están involucrados en abigeato, secuestros para solicitar rescate y robos a mano armada.

Es difícil estimar cuántos son, pero sólo en Zamfara, hay unos 40 campamentos de bandas criminales, afirman las autoridades.

Algunos de éstos están integrados por centenares de combatientes, otros son pocas docenas. En total, serían unos 10.000.

Su violencia se extendió a cinco estados vecinos: Kaduna, Katsina, Níger, Sokoto y Kebbi.

¿Qué violencia?

En su mayoría secuestran a personas en zonas rurales, también emboscan a viajeros, asesinando a quienes se resisten o cuyas familias no pagan rescate.

Entre 2011 y 2019, fueron secuestradas 3.600 personas en el estado de Zamfara, una violencia que ha provocado 8.000 muertes y más de 200.000 civiles desplazados (fuente ICG).

Últimamente, algunos grupos han tomado escuelas como objetivo. En tres meses, hubo en la región cuatro secuestros masivos de escolares, tres de ellos en los propios establecimientos.

El último fue la semana pasada, en que una banda secuestró a 279 chicas de un internado en Zamfara, liberándolas cuatro días después.

¿Vínculos con los yihadistas?

Actúan con fines de lucro, en principio sin motivos ideológicos.

Pero, expertos advierten sobre su acercamiento a grupos yihadistas en el noreste del país, a centenares de kilómetros.

Algunas bandas, en 2019, juraron lealtad al líder de Boko Haram, Abubakar Shekau, otros dicen ser del grupo Estado Islámico en África Occidental o de Ansaru, vinculado a Al Qaida.

En diciembre, 344 adolescentes fueron secuestrados en un internado de Kankara (estado de Katsina) por varias bandas. El rapto después fue reivindicado por Boko Haram.

Pero, los adolescentes fueron liberados una semana después tras negociaciones entre bandas y autoridades, que negaron la participación de Boko Haram.

¿Cómo son combatidos?

Desde 2016, el gobierno central despliega tropas y aviones en los estados de Zamfara y Katsina para combatirlos.

En noviembre de 2020, bombardeó campamentos en una carretera estratégica del estado de Kaduna.

Pero estos ataques son limitados ya que la prioridad del ejército son los grupos yihadistas.

Las autoridades de Zamfara intentan negociar acuerdos de amnistía con estas bandas a cambio de deponer sus armas.

Por ejemplo, en febrero este estado amnistió al líder del grupo, también traficante de armas para Boko Haram, que secuestró a 344 adolescentes en Kankara.

burx-cma/spb/age/mb