El nuevo gobernador de Puerto Rico relaja las restricciones contra el coronavirus

Agencia EFE
·4 min de lectura

San Juan, 5 ene (EFE).- El nuevo gobernador de Puerto Rico, Pedro Pierluisi, anunció una nueva orden ejecutiva para luchar contra el coronavirus SARS-CoV-2 en la que se destacan la permanencia del toque de queda, aunque ahora comenzará 2 horas más tarde -a las 11.00 de la noche-, la eliminación de las restricciones del domingo y la reapertura de playas y piscinas.

Pierluisi, que fue claro al asegurar este martes que si en una o dos semanas la situación empeora se volverá a las restricciones, indicó en conferencia de prensa que en playas, piscinas y marinas no se podrá consumir alcohol.

"He buscado un balance", dijo, tras apuntar que ha consultado con todos los expertos para tratar de ser lo más justo con Puerto Rico, sobre la nueva orden ejecutiva que entrará en vigor a partir del viernes.

Pierluisi subrayó que la orden ejecutiva 2021.10 tendrá una duración de 30 días, pero reiteró en varias ocasiones que si las estadísticas indicaran un deterioro de la situación, no dudará en volver a restricciones de órdenes anteriores.

El gobernador sostuvo que la nueva orden ejecutiva se basó en el asesoramiento de un comité de expertos que, como dijo, pidió que no se hicieran grandes cambios.

La nueva orden ejecutiva mantiene el toque de queda, aunque se reduce en dos horas, ya que ahora comenzará a las 11:00 de la noche, para terminar a la 5:00 de la mañana, como hasta ahora.

Los comercios y negocios deberán cerrar a las 10:00 de la noche, según explicó el jefe del Ejecutivo del Estado Libre Asociado.

SE ELIMINA EL CIERRE LOS DOMINGOS

Otro de los puntos más destacados es que se elimina el cierre los domingos de negocios -hasta ahora sólo se permitía abrir a los considerados esenciales- para uniformar las restricciones.

Además, la ciudadanía podrá disfrutar de playas, marinas, parques y piscinas, aunque en estos espacios se prohíbe el consumo de bebidas alcohólicas y se exigirá el distanciamiento social.

Las personas que no sean del mismo núcleo familiar deben mantener 10 pies (3 metros) de distancia en esos lugares, según matizó.

Los establecimientos deberán mantener el aforo a un 30 %, tal y como establecen las anteriores órdenes.

Los bares, no obstante, seguirán como hasta ahora cerrados.

Respecto a cines y teatros indicó que se mantiene lo que estipula la actual orden ejecutiva.

BUSCÓ UN BALANCE EN SUS DECISIONES

"Aunque yo quisiera flexibilizar más y eliminar el toque de queda, he buscado un fino balance", precisó.

El gobernador dijo que su deseo ha sido armonizar a quienes quieren aumentar las restricciones vigentes y quienes optan por flexibilizarlas.

Pierluisi afirmó que ha ordenado al secretario de Hacienda que en diez días prepare un plan de incentivos para mitigar las pérdidas de los negocios con fondos sobrantes provenientes de la Ley Cares.

Señaló que hay 230 millones de dólares disponibles para ese fin, aunque se podría llegar hasta los 417 millones.

Otra de las novedades que dio a conocer Pierluisi es que ordenó la realización de una campaña mediática de prevención e información sobre la pandemia, con el objetivo de concienciar a la ciudadanía.

LAS ESCUELAS REABRIRÁN EN MARZO

Respecto a la reapertura de las escuelas, el gobernador señaló que se continúa planificando una gradual que tendrá lugar en algún momento durante el mes de marzo.

"Debemos estar en posición de reabrir para principios del mes de marzo. Lo digo porque para esa fecha es posible que tengamos a todos los maestros vacunados, de igual manera el personal que trabaja en las escuelas", indicó.

Pierluisi sostuvo que la interacción entre alumnos y maestros es esencial.

El secretario designado de Salud, Carlos Mellado, informó por su parte que, para reforzar la lucha contra la pandemia, llegarán a la isla cada semana 40.000 vacunas.

Además, anunció que se trabajará con los municipios para tratar de forma más eficiente a los contagiados, en especial en las zonas más aisladas.

El secretario de Desarrollo Económico, Manuel Cidre, señaló que como consecuencia de la pandemia hay unos 25.000 pequeños negocios afectados, a los cuales se dirige un plan público de subvenciones con fondos sobrantes provenientes de la Ley Cares.

De acuerdo con los datos del Departamento de Salud, Puerto Rico añadió hoy 7 muertes y 57 casos positivos confirmados del coronavirus SARS-CoV-2.

(c) Agencia EFE