El PSOE, dispuesto a revisar la ley del 'solo sí es sí' tras la rebaja de condena en varias sentencias

María Jesús Montero, en el Senado
María Jesús Montero, en el Senado

María Jesús Montero, en el Senado

Nuevo frente en la ley conocida como de ‘solo sí es sí’ y nuevo fuego en la coalición. El PSOE se ha mostrado dispuesto a modificar el texto de la norma tras las recientes revisiones a la baja de hasta cuatro sentencias en la condena por delitos sexuales. Así lo ha planteado la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en los pasillos del Senado durante la sesión de este martes.

La ministra y voz autorizada del PSOE ha explicado que este “evidentemente, este no era el objetivo de la ley; todo lo contrario”, por lo que habrá que “estudiar con detenimiento las sentencias para ver en qué cuestiones se amparan y el propio texto legal”.

El portavoz parlamentario socialista, Patxi López, ha incidido en que “primero hay que analizar las sentencias” y luego ver si estas situaciones las permite la ley, “porque entonces habrá que analizar la ley”. “Hay cuatro sentencias, no generalicemos, estudiémoslas y acotémoslas”, ha pedido en una entrevista en Más Vale Tarde (laSexta).

Las sentencias de la discordia

Según el texto aprobado recientemente, todo acto sexual sin el consentimiento de la otra persona es una agresión, aunque en los casos menos graves planteó una reducción de las penas mínimas. Es el caso del delito de agresión en su pena más leve, que se rebajó a cuatro años, frente a los seis contemplados anteriormente en el Código Penal.

EFE ha tenido acceso a al menos cuatro autos que reducen las penas de condenados por delitos sexuales: de seis a cuatro años por una agresión sexual cometida en 2017; de ocho años a seis años a un hombre que abusó sexualmente de la hija menor de su pareja; de ocho años y nueve meses a seis años y nueve meses a un hombre que abusó de su sobrina de 4 años; y de casi siete años a un año y medio a un profesor que abusó de cuatro alumnos menores.

No es la ley, es la “interpretación” de los jueces, dice UP

Este planteamiento del PSOE choca con lo que ha dejado caer Unidas Podemos, en lo que puede ser el enésimo choque en la coalición. La delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, ha asegurado que “el problema no es la norma”, sino la “interpretación voluntarista judicial contra el avance del feminismo” que se está haciendo de ella.

La delegada del Gobierno ha explicado que la Ley ‘solo sí es sí’ “no rebaja un ápice las penas” y que estas siguen estando entre los 5 y los 10 años y que solo existe “una posibilidad excepcional de rebaja” en los “casos de menor entidad” como pueden ser “los tocamientos en el transporte público, por ejemplo”. En este casos, además, según ha indicado Rosell, también hay excepciones “para no aplicar” esa reducción y, entre ellos, están los casos de “fuerza”, “intimidación” o “abuso de superioridad”.

“Ya lo dijo el comité CEDAW (Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer): la justicia machista crea impunidad. El problema no es la ley”, ha señalado Rosell en otro tuit.

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ya advirtió en febrero de 2021 en su informe preceptivo sobre el anteproyecto que su aprobación provocaría la revisión a la baja de aquellas condenas en las que se hubiera impuesto penas máximas conforme a la regulación anterior.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR