Proyecto "La montaña del tiempo" gana el II Premio Nacional de Arqueología

·4 min de lectura

Barcelona, 7 oct (EFE).- El proyecto "La montaña del tiempo. Exploración de un campamento paleolítico en La Garma", que se lleva a cabo en Cantabria, ha ganado este jueves el II Premio Nacional de Arqueología y Paleontología Fundación Palarq, dotado con 80.000 euros, al imponerse a los otros diecinueve candidatos.

Los veinte proyectos que optaban al premio en esta segunda edición presentaron sus candidaturas entre el 9 de marzo y el 29 de mayo de 2020, según han explicado los miembros del jurado, formado por Luis Monreal, Yves Coppens, María de Corral, Margarita Orfila, Pepe Serra y Màrius Carol.

Monreal, en nombre de todos ellos, ha destacado del proyecto ganador, elegido por unanimidad, que gracias al uso de las nuevas técnicas no invasivas para la investigación del pasado se "abrirán nuevos horizontes en la investigación prehistórica, no solo en nuestro país, al permitir mostrar las actividades sociales y vitales de los cazadores del magdaleniense".

El proyecto "La montaña del tiempo", encabezado por los doctores Pablo Arias Cabal y Roberto Ontañón Peredo, se centra en La Garma, "un yacimiento único en el mundo, la Galería Inferior, junto con una de las secuencias culturales más amplias y completas de Europa".

Además, incluye un gran conjunto de arte rupestre, que forma parte de la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, así como una de las colecciones de arte mobiliar más relevantes del mundo.

Los investigadores que allí trabajan entienden que lo "realmente excepcional" del lugar es que permite "posibilidades inéditas para el estudio de las viviendas y los espacios rituales de los cazadores del último período glacial".

En la colina de La Garma se han reconocido trece yacimientos arqueológicos que documentan "de forma excepcional la presencia humana en Cantabria, desde el Paleolítico Inferior hasta la Edad Media, a lo largo de casi 400.000 años".

Único por su tamaño, con unos 76.000 restos recogidos en 800 metros cuadrados, en este yacimiento se "está trasladando literalmente el laboratorio a la cueva" con el objetivo de "analizar en detalle el poblado paleolítico, localizar los espacios rituales, reconstruir los procesos técnicos y las relaciones sociales en relación con el arte rupestre".

A la final del premio han llegado otros cinco proyectos: "Origen y evolución cultural de Homo erectus en África oriental", del Instituto de Historia, Consejo Superior de Investigaciones Científicas; "Ilit-auro. Arqueología de la Segunda Guerra Púnica", del Instituto Universitario de Investigación en Arqueología Ibérica de la Universidad de Jaén.

También, "Almolaya-Bastida: descubrir una civilización de la Edad del Bronce", de la Universidad Autónoma de Barcelona; "La Draga en el contexto de las primeras comunidades neolíticas peninsulares", de la Institución Milà i Fontanals, el Museo de Arqueología de Cataluña, la Universidad Autónoma de Barcelona y el Museo Arqueológico Comarcal de Banyoles.

El otro proyecto ha sido "Djehuty: 20 años de excavaciones arqueológicas en Luxor (Egipto), del Consejo Superior de Investigaciones Científicas y el Instituto de Lenguas y Culturas del Mediterráneo y Oriente Próximo.

Luis Monreal ha indicado que el jurado ha tenido en cuenta a la hora de escoger el ganador cuál podría ser su contribución para "hacer avanzar la investigación y el conocimiento del período del que trata", además de su originalidad de enfoques y métodos, así como su potencial educativo y de comunicación.

El presidente de la Fundación Palarq, Antonio Gallardo, ha aseverado que esta institución cuenta con "un presupuesto superior al del Ministerio de Cultura para estas cuestiones, lo que quiere decir, desgraciadamente, que en este país no se hace lo suficiente para este tipo de trabajos".

A la vez, ha bromeado con que montará una academia para "enseñar a algunos arqueólogos a pedir dinero" y ha avanzado que la entrega del premio se celebrará el 24 de noviembre en el Museo Nacional de Arqueología, en Madrid, con la asistencia del Ministro de Cultura, Miquel Iceta.

El Premio Nacional de Arqueología y Paleontología Fundación Palarq, que en su primera edición ganó "Construyendo Tartesos", se constituyó en 2018 con el objetivo de reconocer la "excelencia y la originalidad de proyectos arqueológicos y paleontológicos, dirigidos por equipos de investigación españoles y desarrollados tanto a nivel nacional como internacional, sin restricciones de culturas o períodos históricos".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente