Prorrusos de Nueva Kajovka denuncian "muchos muertos" por los bombardeos "caóticos" ucranianos

Moscú, 15 nov (EFE).- La administración prorrusa de Nueva Kajovka, localidad situada en la margen izquierda del río Dniéper, denunció este martes "muchos muertos y heridos" por los bombardeos ucranianos en la zona.

Según el alcalde de Nueva Kajovka, Vladímir Leontiev, los ataques "se producen casi las 24 horas" y son "caóticos".

"Los proyectiles caen en la ciudad, hay muchos muertos y heridos", dijo, citado por la agencia RIA Nóvosti.

Entre las víctimas, aseguró, hay "mujeres, niños y ancianos".

Leontiev hizo estas declaraciones desde la localidad de Guenichesk a la que se han trasladado el grueso de los funcionarios prorrusos de la región de Jersón después de la retirada rusa de la capital regional la semana pasada.

"Los funcionarios de la Administración civil-militar de Nueva Kajovka y de las estructuras estatales y municipales han abandonado la ciudad y han sido trasladados a lugar seguro", señala el comunicado de las autoridades leales a Moscú, difundido este martes.

También han tenido que ser evacuados "miles" de residentes de esa urbe, que abandonaron sus casas "para salvar sus vidas", agrega la nota oficial.

El gobernador interino de la región de Jersón, el prorruso Vladímir Saldo, había reconocido poco antes que los ucranianos habían intensificado los ataques en la margen izquierda del río Dniéper.

En su momento, Saldo ordenó la evacuación de la población en una franja de 15 kilómetros de ancho a lo largo de la ribera izquierda del Dniéper.

Con todo, las autoridades prorrusas insistieron hoy en que eso no significa que esas localidades hayan sido abandonadas a su suerte, ya que siguen operando los servicios sociales, de comunicaciones y de emergencia.

La pérdida de Nueva Kajovka sería un duro revés para Rusia, ya que esa localidad se encuentra a escasos kilómetros de una importante central hidroeléctrica del mismo nombre.

(c) Agencia EFE