Los promotores piden reunirse con la Sareb tras saber que dará comisiones a las nacionalizadas si venden pisos

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

La patronal de los promotores y constructores de España (APCE) cree que "ya toca" que la presidenta de la Sareb, Belén Romana, acepte una reunión y escuche sus propuestas de colaboración, después de conocerse que las cuatro entidades nacionalizadas --Bankia, Catalunya Banc, Novagalicia y Banco de Valencia-- están negociando recibir comisiones de hasta el 6% por vender y financiar los activos 'tóxicos' transferidos al conocido como 'banco malo'.

El presidente de APCE, José Manuel Galindo, ha admitido a Europa Press que "lo más sencillo" para la Sareb es acudir a las mismas cajas para comercializar los activos en un momento en el que aún no cuenta con una estructura para ello y en el que se encuentra desvinculada del sector promotor.

"En principio tiene pocas alternativas inmediatas y el interlocutor más fácil son las propias cajas, porque la información (de los activos) la tienen ellas", ha señalado.

Sin embargo, precisamente para tender esos puentes, ya en el mes de diciembre los promotores remitieron al Gobierno un documento de propuestas de colaboración con la Sareb en el que ponían en valor el conocimiento del mercado de los alrededor de 3.000 miembros integrados en APCE.

Tras conocer que el 'banco malo' negocia estas comisiones con la banca nacionalizada, Galindo ha insistido en que "tener una entrevista con la presidenta de la Sareb requeriría muy poco tiempo y sería una primera toma de contacto". "Ya toca reunirnos y exponer nuestras propuestas para que también trabajemos conjuntamente", ha recalcado.

EL PAPEL DE LOS PROMOTORES.

A la hora de establecer los aspectos en los que pivotaría la colaboración de los promotores con la Sareb, Galindo indica que un promotor podría conseguir para la Sareb operaciones de venta por un valor superior al adjudicado, margen que podría repartirse entre ambas partes a través de quitas o créditos participativos.

Por otro lado, el documento de propuestas de los promotores muestra su preocupación por que si la Sareb no tiene capacidad para dar financiación, lo que provocará que una vez traspasados los activos en forma de créditos, suelos o viviendas terminadas, quedaran en el aire créditos promotores para seguir construyendo, cuentas de crédito con las que sostienen sus estructuras o incluso subrogaciones derivadas de compraventas de viviendas.

PUBLICIDAD