Las proezas en parkour del robot Atlas de Boston Dynamics y algunas caídas

·2 min de lectura

No esperes una huida fácil si te persigue el robot humanoide Atlas de Boston Dynamics.

Desde Boston Dynamics nos tienen acostumbrados a las increíbles proezas de sus robots. Esta vez la empresa también ha publicado las tomas falsas, mostrando que Atlas es aún más humano de lo que podría parecer.

Estos robots de metro y medio están aprendiendo a hacer parkour o a correr y saltar libremente por encima de obstáculos.

La empresa estadounidense ha mostrado las habilidades de Atlas en un vídeo, en el que aparecen dos de sus robots realizando por primera vez volteretas, saltando sobre vigas, saltando sobre objetos e incluso celebrando al final de la rutina de casi un minuto.

Atlas pesa 86 kg y utiliza un sistema hidráulico y motores eléctricos alimentados por baterías para moverse. También cuenta con tres ordenadores de a bordo.

Pero los robots no podrán conseguirlo pronto. La rutina ha llevado meses de desarrollo, según la empresa, y está lejos de ser perfecta.

Atlas acierta con la bóveda la mitad de las veces y puede perder el equilibrio y caerse hacia atrás en algunos recorridos, según la empresa.

"Hay un montón de comportamientos bastante emocionantes, y algunos de ellos aún no son totalmente fiables", dijo Ben Stephens, jefe de controles de Atlas.

Cada comportamiento aquí tiene una pequeña probabilidad de fracaso. Son casi 90 segundos de saltos, trotes, giros, saltos y volteretas continuas, así que esas probabilidades se suman".

En esta ocasión Boston Dynamics ha publicado tambén las "tomas falsas" en las que Atlas no acierta con los movimientos.

Esta empresa francesa de robótica podría tener la solución a la crisis del envejecimiento de la población

Atlas es actualmente un modelo de investigación, a diferencia de su modelo Spot, que pretende superar los límites de la robótica. La empresa afirma que la práctica del parkour será útil para que los futuros robots ayudantes desarrollen la misma amplitud de movimientos y flexibilidad que los humanos.

"Me resulta difícil imaginar un mundo dentro de 20 años en el que no haya robots móviles capaces de moverse con gracia y fiabilidad, y que trabajen junto a los humanos para enriquecer nuestras vidas", afirma el jefe del equipo de Atlas, Scott Kuindersma.

"Pero aún estamos en los primeros días de la creación de ese futuro. Espero que demostraciones como ésta proporcionen una pequeña visión de lo que es posible".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente