El príncipe Harry abre una nueva batalla en su eterna lucha contra la prensa

·3 min de lectura
LONDON, ENGLAND - JUNE 03: Prince Harry departs after the National Service of Thanksgiving to Celebrate the Platinum Jubilee of Her Majesty The Queen at St Paul's Cathedral on June 3, 2022 in London, England. The Platinum Jubilee of Elizabeth II is being celebrated from June 2 to June 5, 2022, in the UK and Commonwealth to mark the 70th anniversary of the accession of Queen Elizabeth II on 6 February 1952. (Photo by Henry Nicholls - WPA Pool/Getty Images)
El príncipe Harry demanda a la prensa de nuevo por difamación (Photo by Henry Nicholls - WPA Pool/Getty Images)

El príncipe Harry tiene muy claro que no va a dejar que la prensa británica amarillista siga enturbiando su imagen con lo que él considera mentiras y difamaciones. El marido de Meghan Markle ahora vive en Estados Unidos pero tanto él como su equipo legal parecen estar muy pendientes de lo que se publica en Reino Unido.

La batalla de Harry contra la prensa sensacionalista es algo que viene de lejos y es que, desde que su madre Lady Di, perdiera la vida en la carretera durante el asedio de un paparazzi, él tuvo muy claro dónde estaban los límites.

De hecho, Harry ha comparado el acoso sufrido por Diana de Gales con el que ha sufrido, a su entender, su actual esposa Meghan dejó bien claro que “ya perdí a mi madre y no voy a perder a mi mujer” así que quizá pensó que con el Megxit todo iba a cambiar… pero no.

El hermano de William es y será siempre famoso así que cualquier cosa que haga va a estar cuestionada en Reino Unido aunque él no resida allí ni represente más a la monarquía de dicho lugar.

Desde bien joven hemos visto como la prensa ha señalado sus meteduras de pata poco protocolarias como sus fiestas desnudo o su inapropiado disfraz de Nazi durante una fiesta de disfraces entre otras muchas cosas.

Ahora que Harry es un hombre libre, sigue lidiando la guerra contra algunos medios como ‘Daily Mail’, en esta ocasión por considerar que le han difamado. El tabloide escribió en febrero un par de artículos sobre la polémica de Harry y la seguridad policial que requería en su regreso a Reino Unido durante la estancia en su país.

Algunos opinaban que debía pagarse él su seguridad privada porque ya no es un ‘royal’ oficial y otros decían que sí debían proteger al príncipe. El caso es que el nieto de Isabel II y su equipo legal sugieren que el citado medio trató de “manipular y confundir a la opinión pública” con respecto a esta disputa que mantuvo él con el Ministerio de Interior Británico.

Justin Rushbrooke, abogado de Harry, ha tenido la vista preliminar ante el juez y ha tachado de difamatorios los textos pero los propietarios del diario, lo niegan. La frase de la discordia publicada en el tabloide reza: “(Harry) trató de mantener en secreto su batalla legal con el Gobierno sobre los guardaespaldas policiales y tan solo unos minutos después de que se publicara la noticia, su maquinaria de relaciones públicas intentó darle una imagen positiva a esa disputa.”, cosa que según Harry no se acoge a la verdad.

Esta no es la primera vez que el pelirrojo apela a la Justicia para defender sus derechos y es que ya en 2019 tuvo un litigio legal en el que demandó a ‘The Sun’ y ‘Daily Mirror’ porque aseguraba que le habían hackeado su teléfono móvil personal. El ex duque de Sussex expuso que ambos medios se habían nutrido de información privada accediendo a los mensajes de Harry con su círculo de confianza.

En noviembre del pasado año, 2021, salieron a la luz las sucias artimañas de la prensa contra Harry cuando él era un adolescente. El investigador Gavin Burrows explicó que no había límites con tal de conseguir intimidades jugosas del joven y que durante su romance con Chelsy Davy él mismo investigó a los doctores de la joven en busca de posibles abortos o enfermedades de transmisión sexual (ATS) para poder sacar partido publicándolo todo. Sin ética alguna, también admite que pincharon teléfonos, piratearon audios y había vigilancia constante sobre ambos jóvenes que solo intentaban vivir su historia de amor y juventud.

Con estos antecedentes a sus espaldas, es natural que Harry vigile con lupa lo que se publica sobre él y que tome las acciones legales pertinentes para proteger su honor, su imagen y sobre todo su intimidad personal y familiar.

Te puede interesar...

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente