Los presidentes de Uruguay y Argentina buscan "profundizar el vínculo" bilateral

Montevideo, 19 nov (EFE).- Uruguay y Argentina deben "profundizar el vínculo", la relación de sus pueblos y trabajar juntos "para que la región vuelva a unirse", afirmó este jueves el presidente de Argentino, Alberto Fernández, tras visitar a su par uruguayo, Luis Lacalle Pou.

En declaraciones distribuidas por Presidencia de Argentina, Fernández afirmó que ambos hablaron de los problemas de la región y de sus países durante un tradicional asado que fue preparado por el propio Lacalle Pou en la estancia presidencial de Anchorena (suroeste de Uruguay).

"Los dos sentimos que debemos hacer mucho más profundo el vínculo y la relación de nuestros pueblos. También creemos que hay que trabajar juntos para que la región vuelva a unirse, respetando la diversidad ideológica y haciéndonos fuertes en un mundo que se globaliza. Estamos convencidos que juntos podemos aportar mucho a este objetivo", enfatizó Fernández.

En el encuentro también estuvo presente el canciller uruguayo, Francisco Bustillo, amigo personal de Fernández, con quien habría acordado este encuentro durante su reciente viaje a Bolivia para la toma de posesión de Luis Arce.

A la salida, señaló a la prensa la importancia de este encuentro de "camaradería" que sirvió para comenzar a "gestar una amistad" entre ambos presidentes.

"Creo que no quedó prácticamente ningún tema de conversar, fue encuentro de amigos, no fue de trabajo sino de reencuentro. Estuvieron en consideración los temas bilaterales", sostuvo Bustillo.

Si bien no entró en detalles sobre los asuntos discutidos, enfatizó que ambos mandatarios compartieron inquietudes, hablaron del Mercosur, de las oportunidades que se le presentan al bloque suramericano tanto con la Unión Europea (UE) como con China y de "reforzar" el SELA (Sistema Económico Latinoamericano y del Caribe).

Otro tema presente fue el fronterizo, debido a la proximidad de la temporada veraniega para la que Uruguay ya anunció, semanas atrás, que se mantendrá cerrado y solo los extranjeros que cumplan con determinadas excepciones (residencia, vivienda en el país o asuntos laborales) podrán ingresar.

Argentina tiene abiertas sus fronteras para la región desde principios de noviembre pero Uruguay ha solicitado a su población que no caiga a la tentación de viajar (por los bajos precios del vecino país) porque podría perjudicar la situación sanitaria.

Aunque el encuentro trató generalidades, para Bustillo "lo importante era poder encontrarse", ya que la última vez que ambos se vieron frente a frente fue en la asunción de Fernández, el 10 de diciembre del año pasado, cuando Lacalle Pou solo era presidente electo y viajó junto al entonces mandatario uruguayo, Tabaré Vázquez.

Posteriormente, la pandemia aplazó algunos encuentros previstos.

"Fue una excelente oportunidad para reencontrarse dos personas que se respetan muchísimo y se aprecian y para seguir profundizando esta linda amistad que compartimos", añadió Bustillo.

Fernández arribó sobre el mediodía en helicóptero a la estancia ubicada en el departamento (provincia) de Colonia.

Esta repentina reunión se dio después de que Fernández anunciara que había dado negativo en su segundo PCR, por lo que quedó habilitado para ingresar a Uruguay.

(c) Agencia EFE