El precio de la luz marca su mínimo en cuatro meses este sábado

·3 min de lectura
Mientras Bruselas trabaja en su plan energético (Photo: NurPhoto via Getty Images)
Mientras Bruselas trabaja en su plan energético (Photo: NurPhoto via Getty Images)

Mientras Bruselas trabaja en su plan energético (Photo: NurPhoto via Getty Images)

La electricidad se desplomará este sábado cerca de un 36%, hasta los 156 euros el megavatio hora (MWh). Es el precio más bajo desde antes del verano, en concreto, desde el pasado 15 de mayo, según los resultados de la subasta en el mercado mayorista y el ajuste a abonar tras el tope al gas para compensar a las centrales.

De este modo, el que se registre el sábado 24 de septiembre será el menor importe desde que entró en vigor la llamada ‘excepción ibérica’ el pasado 15 de junio.

Por franjas horarias (excluyendo el citado ajuste), el precio más caro se alcanzará entre las 21:00 y las 22:00, con 160 euros/MWh; mientras que el más barato se registrará entre las 16:00 y las 17:00, con 50 euros.

No obstante, a esas cantidades hay que sumar el coste del ajuste a las centrales de gas, cuya cuantía varía en función del volumen que necesite el sistema y de su precio, y repercute sobre los hogares y las empresas beneficiarias. Para mañana, el ajuste medio provisional para los consumidores será de 49 euros/MWh, con lo que el precio definitivo será de 156 euros/MWh, un 10% menos que hace un año

De acuerdo con el operador del mercado eléctrico OMIE y el Mercado Ibérico del Gas (Mibgas), el precio mayorista de la luz (el que pagan los consumidores con tarifa regulada) será alrededor de 90 euros inferior respecto a los 246 euros a los que se habría pagado el MWh de no contar con el tope al gas destinado a la generación eléctrica.

El plan de la UE

En un contexto marcado por la crisis energética que sufre Europa tras la invasión rusa de Ucrania, Bruselas prepara un plan que servirá para reducir el consumo de energía en horas punta, limitar la retribución de las renovables y la nuclear y establecer un impuesto sobre los beneficios extraordinarios de las compañías energéticas. De ello se discutirá en el Consejo extraordinario de ministros de Energía del 30 de septiembre.

En paralelo, Bruselas trabaja en una reforma de calado del mercado energético a más largo plazo para desvincular la generación a partir de gas de las renovables que, según la presidenta del Ejecutivo comunitario, Ursula Von der Leyen, llegará “al final de este año”.

¿Y en Europa, qué?

Para mañana, dentro de las principales economías europeas, el precio más elevado se registrará una vez más en Italia, donde se alcanzarán los 371 euros/MWh. En Francia, el MWh se situará en 353 euros, ligeramente por encima de los 351 euros que se pagarán en Alemania. Por su parte, en Reino Unido se alcanzarán las 229 libras/MWh (unos 257 euros al cambio actual).

En Portugal, donde también se aplica el tope al gas en virtud de la denominada “excepción ibérica”, el precio de la subasta será el mismo que en España, por compartir ambos el mercado.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR