El cambio de tono de la Administración Biden en política migratoria que le obliga a explicarse

·1 min de lectura
Un grupo de migrantes de Honduras y Nicaragua, en la frontera entre EEUU y México, en La Joya. (Photo: Gregory Bull via AP)
Un grupo de migrantes de Honduras y Nicaragua, en la frontera entre EEUU y México, en La Joya. (Photo: Gregory Bull via AP)

Lo dijo dos veces, con un silencio de advertencia en medio: “No vengáis. No vengáis”. La vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, se dirigía así el pasado 8 de junio a los migrantes que tratan de llegar a su país desde el sur, avisándoles de que “si vienen a la frontera, no podrán entrar”. Lo hacía en su primer viaje exterior, a Guatemala y México, y con ese contundente aviso para el que sacó la dureza de sus tiempos de fiscal puso en duda la bondad de la política migratoria de la nueva era de Joe Biden. Obviando, por ejemplo, el derecho de cualquier persona a pedir asilo y protección.

El presidente norteamericano hizo de la inmigración un tema esencial de su campaña contra Donald Trump, prometiendo tirar por tierra políticas como la del muro con México, la expulsión de los dreamers o el cerrojazo a países de mayoría musulmana. En sus primeros cien días de Gobierno ha intentado cambiar las cosas. Algo ha conseguido, pero le queda mucho, porque mucho hay por tumbar y porque necesita consensos que saquen sus normas adelante. Las palabras de Harris, que han escocido incluso en el propio Partido Demócrata, demuestran que también necesita un examen de conciencia y fijar los valores y derechos que no está dispuesto a arrollar.

El programa electoral de la boleta Biden-Harris era claro: “Trump ha lanzado un ataque implacable contra nuestros valores y nuestra historia como una nación de inmigrantes (...). Generaciones de inmigrantes han venido a este país con poco más que la ropa que llevan puesta, la esperanza en sus corazones y el deseo de reclamar su propio pedazo del sueño americano (...). La inmigración es esencial a lo que somos como nación, nuestros valores fundamentales y nuestras aspiraciones para nuestro futuro ...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente