La población mundial alcanza las 8 000 millones de personas

La población mundial alcanza las 8 000 millones de personas y los expertos advierten de los retos medioambientales y sociales que trae consigo este crecimiento.

El 15 de noviembre de 2022 pasará a la historia como el día en el que la población llegó a 8 000 millones de personas, según las estimaciones de la ONU.

La humanidad tardó millones de años en alcanzar los primeros mil millones a principios del siglo XIX. Los avances científicos, la educación y la industrialización condujeron a la elevada tasa de crecimiento de la población que los demógrafos como el Dr. Arjan Gjonca, profesor en la Escuela de Economía y Ciencias Políticas de Londres, conocen como "transición demográfica".

"Este fenómeno se conoce como transición demográfica, que es el proceso que atraviesa cada sociedad cuando pasa de una natalidad y una mortalidad muy altas, a una natalidad y una mortalidad muy bajas, que es lo que vivimos actualmente en un gran número de países del mundo", afirma el doctor.

Los retos de ser 8 000 millones de personas

Según las proyecciones, el crecimiento de la población no se ralentizará hasta finales de siglo.

La atención social es un problema al que se enfrentan la mayoría de los países europeos: ¿quién va a ocuparse de los ancianos?

Pero estas estimaciones son muy imprecisas, ya que factores importantes como las tasas de fertilidad son volátiles y dependen de medidas políticas o de salud pública con resultados imprevisibles.

Según los expertos, debemos centrarnos en los retos más urgentes, como el cambio climático; pero algunos países asiáticos y toda Europa se enfrentan también a un reto único: el descenso y el envejecimiento de la población.

El experto de la Escuela de Economía y Ciencias Políticas de Londres explica: ''La atención social es un problema al que se enfrentan la mayoría de los países europeos: ¿quién va a ocuparse de los ancianos? Incluso cuando la tradición implica que las familias se ocuparán de ellos, no habrá tantas familias... Por ejemplo, China se enfrenta al hecho de que no hay hermanos, y son la pareja de hijos quien acaba cuidando de todos los abuelos".

En los próximos 30 años, deberíamos ser 700 millones de personas más en la Tierra. Sin embargo, la tendencia de Europa es la contraria: para 2050, se prevé que la población del continente disminuya, y uno de cada cuatro europeos tendrá 65 años o más.