El pleno del Congreso aprueba la ley Celaá

Madrid, 19 nov (EFE).- El pleno del Congreso ha aprobado este jueves la reforma educativa del Gobierno, la Lomloe o ley Celaá, que ahora pasa al Senado en su recta final parlamentaria antes de convertirse en la octava ley educativa en democracia.

El proyecto de ley con el que se quiere derogar la Lomce o ley Wert ha obtenido 177 votos a favor, 148 en contra y 17 abstenciones.

Al tratarse de una ley orgánica, se necesitaba de una mayoría absoluta (176 de los 350 diputados de la Cámara Baja), con la que sí ha contado, aunque escasa, la ley Celaá.

También se ha votado en el Pleno el dictamen o texto de la ley con las enmiendas que se habían incorporado. Ha salido adelante, pero en este caso con 178 votos favor, 147 en contra y 17 abstenciones.

Los partidos que han expresado su voto afirmativo al proyecto en conjunto son siete: PSOE, Unidas Podemos, ERC, PNV, Más País Equo, Nueva Canarias y Compromís.

En contra siete: PP, Vox, Ciudadanos, Coalición Canaria, UPN, Foro Asturias y Partido Regionalista Cántabro.

Bildu, Junts per Catalunya, BNG, CUP y Teruel Existe son los cinco partidos que se han abstenido.

La diferencia de votos entre los del proyecto y el dictamen se debe a que el diputado de Unidas Podemos Jaume Asens se ha equivocado y ha votado en contra.

El proyecto de ley orgánica de modificación de la LOE (Lomloe) inició su andadura tras ser aprobado primero en Consejo de Ministros en 2019 y después, ya con el gobierno de coalición, en marzo de 2020.

En el Congreso se ha trabajado en la Comisión de Educación durante cinco sesiones hasta votar su dictamen de la Ponencia la semana pasada.

La conocida como ley Celaá incluye como puntos más polémicos que el castellano deja de ser lengua vehicular en la enseñanza, que en el plazo de 10 años los centros ordinarios tengan los medios para escolarizar al alumnado de los centros de Educación Especial o que las administraciones darán suelo público gratis solo para construir centros públicos y no concertados.

El debate de este jueves ha concluido con gritos de "libertad" desde las bancadas de PP, Ciudadanos y Vox y los aplausos a la ley desde PSOE y Unidas Podemos.

Además, a las puertas del Congreso se han recogido firmas en contra de la norma y se han concentrado por cuarta vez los miembros de la plataforma Más Plurales, que abarca a la comunidad educativa de los centros de enseñanza concertada.

(c) Agencia EFE