Pionyang pide a Seúl dialogar sin injerencias externas de cara a la cumbre

El presidente surcoreano, Moon Jae-in (d), y el líder del Norte, Kim Jong-un (i), caminan en el Área de Seguridad Conjunta (JSA), el pasado mes de abril de 2018. EFE/Archivo

Seúl, 14 sep (EFE).- Los medios norcoreanos pidieron hoy a Seúl que el diálogo para mejorar sus relaciones se lleve a cabo sin injerencias externas, a cuatro días de que los líderes de ambos países, Kim Jong-un y Moon Jae-in, celebren una nueva cumbre en Pionyang.

"El Norte y el Sur deben hacer esfuerzos consecuentes para mejorar sus relaciones ante cualquier circunstancia y atmósfera, y cumplir fielmente la Declaración de Panmunjom", señala en un artículo publicado hoy el Rodong Sinmuun, el diario oficial del Partido norcoreano de los Trabajadores.

El medio alude así al texto conjunto que los líderes de las dos Coreas firmaron en su primera cumbre el pasado abril, en el que se comprometieron a trabajar para lograr la "total desnuclearización de la península" y a gestar un texto que reemplace el alto el fuego multilateral (incluye a Estados Unidos) que puso fin a la Guerra de Corea (1950-53).

"No importa cuán complejas y entrelazadas estén las relaciones intercoreanas y las situaciones políticas en torno a la península de Corea", señala el diario, que añade que el diálogo entre Norte y Sur "no es algo que deba ser respaldado por nadie" y que no hay motivos para prestar atención a "opiniones externas" sobre las dos Coreas.

La propaganda norcoreana viene exigiendo a Seúl que intensifique sus esfuerzos para lograr la firma de un tratado de paz con base en lo acordado en la histórica cumbre de abril, y ha criticado que EEUU no tuviera en cuenta este tema en el diálogo sobre la desnuclearización.

Muchos analistas consideran que la firma del documento, que podría incluir también a Pekín (el ejército de voluntarios chino es firmante del armisticio de 1953), puede resultar clave para lograr que Corea del Norte ponga fin a su programa de armas nucleares.

Asimismo, las dos Coreas abrirán hoy una oficina de enlace en la ciudad fronteriza norcoreana de Kaesong, en la que residirán funcionarios de ambos países con el fin de agilizar la gestión e implementación de acuerdos a partir de ahora.

Estaba previsto que la oficina se pusiera en marcha en agosto aunque se ha retrasado hasta ahora, algo que según observadores surcoreanos se debe a que Estados Unidos veía con reticencias que las relaciones intercoreanas avanzaran a más velocidad que las conversaciones sobre la desnuclearización.

Se espera que la cumbre que celebrarán Moon y Kim entre los días 18 y 20 en Pionyang permita desbloquear el diálogo entre el régimen y Washington para la desnuclearización de la península.