El PIB ruso caerá al menos un 9,5 % en el segundo trimestre, según el Gobierno

Moscú, 19 may (EFE).- El PIB de Rusia caerá al menos un 9,5 % en el segundo trimestre en comparación con el mismo periodo del año anterior debido a las restricciones impuestas para frenar el coronavirus, el empeoramiento general de la economía mundial y la caída de los precios del petróleo, según cálculos del Gobierno.

Estas previsiones las hace el Ministerio de Desarrollo Económico. en un borrador del plan nacional para la recuperación de la economía que ha exigido el presidente ruso, Vladímir Putin, al Ejecutivo para el 1 de junio, según la agencia Interfax.

Esta contracción puede ser comparable con las caídas trimestrales en décadas recientes que experimentó Rusia durante las crisis de 1998 y de 2008-2009, señala la agencia.

Las perspectivas del Gobierno son peores que las del Banco Central de Rusia, que predice una caída del 8 % del PIB en el segundo trimestre.

Para el conjunto del año el Banco de Rusia prevé una contracción de entre un 4 % y un 6 % del PIB ruso.

El Gobierno ya adelantó que la actividad económica se había caído a finales de abril un 33 % debido al impacto del coronavirus y que el paro se duplicó el mes pasado hasta 1,4 millones de desempleados.

El objetivo del programa de recuperación económica es que a finales de 2021 el desempleo no supere el 5 % y que el crecimiento del PIB ruso sea al menos del 2,5 %.

El plan consiste, siempre según Interfax, en tres fases que se implementarán hasta finales de 2021.

La primera etapa será de adaptación y se implementará desde finales del segundo trimestre hasta finales del tercero, cuando en varias regiones aún estarán en vigor diversas restricciones.

Su fin es evitar que la contracción se extienda a sectores más amplios y estabilizar la situación en las industrias más afectadas.

La segunda fase será de recuperación y se iniciará en el cuarto trimestre y durará hasta el segundo de 2021.

El objetivo es lograr una trayectoria de crecimiento constante y recuperar el empleo y los ingresos reales de la población.

Los rusos disminuyeron en un tercio sus gastos en abril frente al mismo mes del año pasado, según un informe del banco VTB.

La última etapa del plan es la de la fase activa de crecimiento y se implementará durante el tercer y cuarto trimestre de 2021 con el fin de lograr una tasa de crecimiento mayor que la media mundial.

El Gobierno cree que en este punto la economía estará ya plenamente abierta.

En cuanto a las medidas para lograr estos objetivos, la mayoría se aplica ya como parte de los paquetes de apoyo a los ciudadanos (ayudas los hijos y mayores) y las empresas (subsidios para los sectores esenciales y aplazamiento del pago de impuestos y una moratoria en la suspensión de pagos las pymes, por ejemplo).

Otras medidas reducirán la carga administrativa para las empresas, de acuerdo con Interfax.

(c) Agencia EFE