Descubriendo a Pere Aragonès

Antonio Ruiz Valdivia
·Jefe de Política de 'El HuffPost'
·2 min de lectura
Pere Aragonès (Photo: GTRES)
Pere Aragonès (Photo: GTRES)

Se mete en la cocina y se olvida de todo. Es un paréntesis necesario, de lo poco con lo que se desestresa. Le vienen a la cabeza los recuerdos y los olores de las recetas de su abuela Maria Teresa y de su madre. Y ha afinado mucho la técnica de los arroces, siempre con producto fresco de Pineda de Mar. De esas barcas en la playa que suele enseñar a sus amigos cuando recibe visitas en el pueblo.

Nada que ver con el ajetreo del día a día en Barcelona entre carpetas, reuniones, sesiones parlamentarias, eslóganes y decretos. Responde al nombre de Pere Aragonès i García y tiene todas las papeletas desde el pasado domingo para convertirse en el próximo president de la Generalitat. Salvador Illa le ganó en votos, pero los dos obtuvieron los mismos escaños (33) y el independentismo logró la mayoría absoluta. El ‘número uno’ de ERC llama estos días a formar un Govern “amplio”, en el que cabrían también Junts, la CUP y los ‘comunes’.

Aragonès puede convertirse de esta manera en el primer presidente de la Generalitat proveniente de Esquerra en ochenta años, y ya tiene en su currículum el ‘sorpasso’ independentista: se ha impuesto en esta particular batalla a Junts (el mundo posconvergente). Una cargo para el que ha ensayado unos meses tras la inhabilitación de Quim Torra por parte del Tribunal Supremo por el caso de los lazos, que lo llevó a ocupar interinamente este papel. Con una imagen un tanto grisácea y sin grandes estridencias (algo poco habitual en la Cataluña de los últimos años), está ya preparado para gobernar de lleno el Palau. ¿Pero quién es realmente? ¿De dónde viene? ¿Cómo piensa?

El niño Pere no dejaba de ver en bucle Indiana Jones y la última cruzada, de Steven Spielberg, c...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.