Penas de 42 a 45 años de prisión a dos curas por abusos en un colegio argentino

1 / 2
Armando Gómez (c) asiste este lunes a una audiencia en el Tribunal Penal Colegiado Nº2 de Mendoza (Argentina). La última audiencia comenzó hoy, en el juicio por el caso por abuso y corrupción de menores sordos del instituto Antonio Próvolo. EFE/Diego Parés

Buenos Aires, 25 nov (EFE).- La Justicia argentina impuso penas de 42 y 45 años de prisión a los sacerdotes Nicolás Corradi y Horacio Corbacho, respectivamente; y de 18 años al jardinero Armando Gómez por abusos sexuales a alumnos con discapacidad auditiva en un instituto de la provincia de Mendoza (oeste).

Las tres personas fueron declaradas culpables de diversos delitos sexuales por hechos sucedidos en el Instituto Antonio Próvolo, que destapó un exalumno hipoacústico en 2016 al denunciar que sufrió abusos en el centro por parte de Corbacho cuando tenía 5 años.

El proceso ya tiene como condenado al monaguillo Jorge Bordón, de 51 años, quien confesó el año pasado, durante un juicio abreviado, que fue autor de once abusos y tendrá que cumplir diez años de prisión.